Energía archivos - Futurizable | Sngular
Enlaces rápidos
  • Blockchain
  • Big Data
  • Educación
  • Robótica
  • Espacio

Publicaciones en Energía

Así nos enseñan los diseñadores a reducir las emisiones

Publicado el 10 noviembre, 2022

A todos nos gustaría habitar en un mundo sin contaminación. Por mucho o poco que creas en el cambio climático y el papel que ha jugado el ser humano al respecto, lo cierto es que la contaminación de la atmósfera, la tierra y el agua es algo que debería preocuparnos lo suficiente como para hacer lo posible por reducirla o incluso paliarla.

Por esto nos parece especialmente interesante el trabajo que ha realizado el Design Team de Sngular, liderado en esta iniciativa por David Álvarez, para promover el concepto Net Zero Design y con ello aportar la visión de los diseñadores al mundo de la sostenibilidad.

Así nos cuenta el propio equipo de diseño de Sngular que es para ellos el Net Zero Design:

Net Zero significa recortar las emisiones de gases de efecto invernadero hasta dejarlas lo más cerca posible de emisiones nulas, con algunas emisiones residuales que sean reabsorbidas desde la atmósfera mediante, por ejemplo, el océano y los bosques. La ciencia ha demostrado claramente que a fin de evitar los peores impactos del cambio climático y para conservar un planeta habitable, el aumento global de la temperatura necesita limitarse a no más de 1,5 °C por encima de los niveles preindustriales. En la actualidad, la Tierra ya tiene un calentamiento superior a 1,1 °C en comparación a finales del siglo XIX, y las emisiones continúan elevándose. Para mantener el calentamiento global por debajo de 1,5 °C, tal como se exigió en el Acuerdo de París, es necesario que las emisiones se reduzcan alrededor del 45 % para 2030 y que se alcance el cero neto hacia 2050.

Es un error común pensar que los productos y servicios digitales son más limpios y evitan emisiones, sin embargo debemos saber que todo lo digital consume energía permanentemente: los datos se almacenan y se consumen en dispositivos físicos; los data centers son grandes consumidores de energía y se han emitido muchos gases de efecto invernadero en su construcción; igualmente todos los dispositivos donde consumimos productos y servicios digitales son físicos y se ha emitido gases de efecto invernadero durante su construcción.

Bajo estas premisas el design team de Sngular se propuso el reto de calcular la huella de carbono de un equipo de diseño en un proyecto dado. Para ello tenían que calcular cuánto CO2 emite una persona del equipo, durante una jornada de trabajo (8 horas), con un setup estándar de monitor (27”), ordenador portátil, ratón o tableta y trabajando en la nube (Google Workspace, Figma, Miro….) desde casa (como parte de una empresa full remote). También tenían que tener en cuenta los desplazamientos en medios de transporte, si era necesario juntarse, por ejemplo, en sesiones de ideación con cliente. Y este fue el resultado:


En base a este análisis el equipo consideró que debía reducir esas emisiones y se propuso adoptar algunas buenas prácticas para reducir sus emisiones:

  • Reducir nuestro consumo de energía sobre todo optimizando alumbrado (LED), calefacción (bombas de calor o aerotermia) y aire acondicionado (inverter).
  • En la medida que se pueda usar una fuente de energía renovable (p.e. placas solares) o buscar un proveedor de energía renovable.
  • Contratar proveedores de servicios digitales (hosting, herramientas en la nube) que usen energía de origen renovable certificado.
  • Optimizar nuestro consumo de Internet. Cerrar pestañas del navegador o usar extensiones tipo “tab suspender”. Consumir menos vídeo.
  • Optimizar nuestro consumo y almacenamiento de datos. Evitar correos innecesarios, eliminar datos periódicamente (correos, documentos). No necesitamos tener todo guardado por tiempo indefinido, la mayoría de datos no se usan pasados unos meses.
  • Renovar dispositivos. La media de consumo de equipos MacBook pro equipados con procesador M1 era 3 veces menor que los equipados con Intel Core i7.
  • Evitar viajes salvo que sean indispensables. Priorizar el transporte público frente al vehículo privado y el tren frente al avión.

Después de reducir todo lo que que sea posible nuestras emisiones, habrá una cantidad que no podamos evitar y que tendremos que compensar para llegar al objetivo de cero emisiones netas. La compensación de emisiones consiste en financiar o implementar un proyecto ambiental que reduzca las emisiones de gases de efecto invernadero a la atmósfera de manera que las emisiones reducidas en el proyecto compensen las emisiones de nuestros procesos. Los más habituales son:

  • Proyectos de reforestación o plantación de árboles
  • Proyectos de energía renovable que permiten la producción de energía más limpia y la sustitución de energías contaminantes por energía verde.

En todo caso tenemos que tener en cuenta que en general la compensación es algo muy incipiente y aún poco regulado y debemos redoblar esfuerzos en garantizar que la iniciativa que financiemos tenga un impacto real.

Finalmente este equipo de diseño nos aporta su visión al respecto de las iniciativas que puede llevar a cabo cualquier diseñador para contribuir a minimizar las emisiones contaminantes que genera con su trabajo a través de algunas decisiones de diseño que podemos adoptar para hacer productos y servicios digitales menos contaminantes:

  • Arquitectura de información: cuanto más fácil es encontrar el contenido, menos páginas tiene que cargar un usuario para localizar la información. Esto significa que se realizan menos solicitudes al servidor y que los elementos de las páginas, como fotos y videos, que consumen mucho ancho de banda, tampoco se cargan. Estos pequeños ahorros de energía se acumulan con el tiempo.
  • Optimización del desempeño: la sostenibilidad y la velocidad de la página van de la mano. Cuando un sitio web se ejecuta de manera más eficiente, usa menos potencia de procesamiento, por tanto menos energía y tendrá una menor huella de carbono.
  • Procesos sencillos: procesos más cortos y ligeros, que requieran menos actividad del usuario/a redundan en una mejor experiencia de usuario y en un menor consumo de energía. Evitar “customer journeys” innecesariamente largos.
  • Green hosting: los servidores que almacenan los archivos que componen las páginas web requieren energía las 24 horas del día, por lo que usar un proveedor de alojamiento que funcione con energía 100% renovable puede tener un gran impacto.
  • Utilizar imágenes de manera eficiente: los archivos de imagen constituyen la mayor parte del tamaño de archivo en la mayoría de las interfaces web. Debemos asegurarnos de que todas las imágenes tengan un propósito justificado. Tamaño de las imágenes lo más pequeño posible y usar alternativas como ilustraciones SVG y estilos CSS. Usar formatos como WebP o AVIF
  • Utilizar el menor número de fuentes posible: múltiples tipos de letra y múltiples pesos de fuente pueden acumularse rápidamente, lo que aumenta el uso de energía y provoca un rendimiento lento. Usar fuentes personalizadas con moderación, preferentemente usar fuentes del sistema que ya están en los dispositivos de los usuarios. Si usamos fuentes personalizadas asegurarnos que solo descargamos los pesos e idiomas que se van a utilizar.
  • Uso de videos y animaciones: las animaciones pueden consumir mucha energía debido a archivos más grandes y una mayor necesidad de procesamiento. Debemos sopesar detenidamente el uso de videos y animaciones, asegurándonos que realmente agreguen valor para los usuarios. Evitar vídeos con autoplay. Evitar usar GIF y usar MPEG4.
  • Color: algunos colores consumen más energía en pantalla que otros. El negro sería el color que menos energía consume y el blanco el que más. En este sentido el uso de modo oscuro (Dark mode) es una buena práctica para reducir el consumo de energía.

Como ves cualquier profesional puede hacer mucho por reducir sus emisiones contaminantes, sobre todo sin tener que renunciar a su calidad de vida o que esto suponga un retraso a nivel del progreso tecnológico y económico del que venimos disfrutando desde hace décadas. Por esto es muy importante que seamos diligentes a la hora de desarrollar estas estrategias relacionadas con la sostenibilidad, de forma que por un lado ayuden a mejorar la situación relacionada con la contaminación y el deterioro ambiental, pero que por otro lado no supongan un lastre para la mejora de las condiciones de vida de las personas.

A este respecto uno de los temas sobre los que pensamos puede ser más interesante reflexionar es el relativo al teletrabajo, donde tenemos la sensación de que se toman decisiones de manera muy arbitraria sin tener en cuenta todos los factores que lo determinan. Porque por ejemplo a nivel de contaminación, especialmente en las ciudades, se podría reducir enormemente si la mayoría de las personas que realizan trabajo de oficina pueden teletrabajar. Sin embargo no vemos que las empresas que han optado volver al trabajo presencial para seguir haciendo lo mismo hacían desde casa, se propongan aplicar metodologías, como puede ser la gestión por objetivos, que reduzca la necesidad de presencialidad, sin que esto suponga una falta de control sobre lo que está sucediendo en la empresa y cuáles son las prioridades que puedan tener sus trabajadores.

Etiquetas: , , , ,

Planeta azul

Publicado el 01 julio, 2022

Es llamativo que siendo los ecosistemas marinos los que ocupan la mayor parte del planeta, nos hayamos preocupado mucho menos por su conservación que de los ecosistemas terrestres, aunque claramente se debe a que el ser humano utiliza principalmente la zona continental para desarrollarse. Sin embargo el mar y los océanos han jugado a lo largo de la historia un papel muy importante para el desarrollo de la humanidad y lo van a jugar aún más en el futuro, ya que junto con la atmósfera ejercen una influencia enorme sobre el clima y esto es algo que nos va a afectar muchísimo en el futuro.

Dicho esto, de lo que hoy vamos a hablar en este artículo es de la economía azul, lo cual está muy relacionado con la idea inicial que hemos transmitido, al respecto de la importancia que debe tomar en el futuro la gestión de los océanos, no solo desde el punto de vista de la sostenibilidad sino también desde el punto de vista económico. Porque, sin duda la manera de conservar los ecosistemas marinos no puede pasar por prohibir la pesca, el transporte y el ocio en el mar, sino por encontrar un equilibrio que nos permita seguir aprovechando sus recursos sin esquilmarlos y esto perfectamente se puede hacer si para ello nos organizamos desde con un punto de vista económico.

De esta forma, la economía azul es aquella que contempla a los mares y a los océanos como motores de crecimiento de la humanidad, además de un espacio de innovación para un desarrollo económico sostenible y rentable. Así los mares y los océanos nos ofrecen recursos muy diversos, sobre todo en lo primero en lo que solemos pensar es en la pesca y en el transporte, pero también va a ser muy importante en el futuro la generación de energía mareomotriz y la eólica offshore, del mismo modo que también se pueden ver beneficiadas otras actividades como la de la medicina y la alimentación. A este respecto, considerando que se conoce un porcentaje muy bajo de las propiedades científicas de los organismos que pueblan el océano, quizás el futuro de la medicina y la alimentación, puede estar en el océano y sus propiedades aún por descubrir.

Lo que ocurre en este caso con la economía azul es que al mismo tiempo que estamos hablando del aprovechamiento de los recursos, también tenemos que considerar el impacto que esta actividad va a tener sobre los ecosistemas y sobre todo debemos incluir también las acciones necesarias para revertir el deterioro que ya se ha producido. Porque lo primero que hay que saber aquí es que si los mares y océanos se han convertido en el basurero de la humanidad, no podemos esperar seguir extrayendo riqueza de estos espacios sin trabajar antes en su restauración y entonces llegaríamos a la situación en la que más que hablar de cómo aprovechar los recursos del mar tendríamos que empezar a pensar en cómo protegernos de un ambiente que está tan contaminado y resulta tan peligroso para la humanidad.

Así que lo que tenemos que empezar a pensar cuando hablamos de economía azul es la gran complejidad que tienen estos sistemas, el enorme impacto que ejercen sobre otros elementos en el planeta, como es el clima y correspondientemente la necesidad de trabajar desde el principio en las consecuencias que tiene nuestra actividad a nivel de sostenibilidad del ecosistema, porque de otro modo todo trabajo que vayamos a realizar será en vano. Un ejemplo de ello lo encontramos en la salmonicultura, como la que se realiza en Chile, que se ha convertido en una de las principales industrias del país y lo ha convertido en protagonista de esta actividad al producir más del 25% de los salmones que se consumen a nivel mundial.

Lo que tenemos que tener en cuenta, por ejemplo en este caso, son las enormes connotaciones que tiene una actividad concreta que se realiza en el mar, debido a los negocios que sobre ella se construyen, a todas las personas que se dedican a esa actividad, la economía que esto genera y el impacto que esto conlleva en el entorno, porque por ejemplo en el caso de los salmones de Chile se han vivido episodios muy complicados, debido a plagas que han afectado enormemente a los peces, contaminación del lugar en el que se realiza esta actividad y derivado de todo esto una crisis económica importante en la zona correspondiente del país en el que se concentra este sector.

Por lo tanto, si queremos que en parte nuestra evolución como especie pase por los océanos, la palabra clave que debemos considerar es equilibrio y en el caso de la economía azul se ve bien claro, porque dentro de un mismo sector se están considerando muchas actividades que tienen un beneficio económico, pero a la vez aquellas que ayudan a restaurar el equilibrio perdido en estos ecosistemas. De ahí que también debemos pensar con los mismos criterios que promueve la economía circular, al respecto de la búsqueda de ese equilibrio, que solo nos ha empezado a preocupar cuando hemos sido conscientes del tremendo impacto negativo que hemos venido realizando sobre el planeta en las últimas décadas.

Tecnología al servicio de la economía azul

Habría estado genial ver el uso que hacía el gran defensor de los mares Jacques Cousteau de tecnologías como Internet, la Inteligencia Artificial o los satélites, entre otras muchas, ya que una parte muy importante de su trabajo para promover el conocimiento y respecto a la vida marina la hizo usando tecnología digital, pero seguro que ahora su impacto habría sido muchísimo mayor de haber contado con todos los recursos técnicos disponibles en la actualidad.

Por lo tanto, del mismo modo que la tecnología es un vector clave para el desarrollo de las iniciativas relacionadas con la sostenibilidad, algo de lo que hablamos profusamente en el Observatorio ODS TECH, sin duda resulta fundamental que aquellos que nos dedicamos al desarrollo o divulgación de la tecnología, pensemos también de qué forma poner estos recursos a disposición de esta nueva tendencia que es la economía azul, donde muchas de las innovaciones que podamos realizar no tendrán solo un impacto específico en los ecosistemas marinos sino también en el resto del planeta y la sociedad.

Emprender en el sector de la economía azul

Y del mismo modo que la tecnología es una gran herramienta al servicio del desarrollo de la economía azul, la acción emprendedora también debe ser una gran palanca que acelere el desarrollo de nuevos modelos de negocio basados en los océanos y con la premisa de ser sostenibles desde sus inicios. Aunque también es importante que no sean solo las startups las que innoven a la hora de promover nuevos productos o servicios, porque las corporaciones e instituciones públicas también pueden jugar un papel relevante al respecto.

Ejemplo de ello, tanto del papel que pueden jugar las startups como del necesario apoyo que debe venir por parte de las empresas e instituciones, es la iniciativa Incubazul que se presenta como la incubadora de alta tecnología especializada en economía azul, un proyecto financiado por la Unión Europea a través del FEDER y su programa operativo plurirregional 2014-2020, mediante la Fundación Incyde y promovido y desarrollado por la Zona Franca de Cádiz.

Incubazul tiene la vocación de generar, desarrollar y potenciar las ideas que contribuyan a la sostenibilidad de un recurso tan necesario como es el marino, nutriéndose de todo lo que aporta a la sociedad actual desde un enfoque de Economía Circular y compromiso con el medio ambiente. Para ello ayuda a las startups a desarrollar su proyecto de empresa en un entorno de trabajo colaborativo, con la colaboración de Telefónica OPEN FUTURE que es la encargada de dirigir, desarrollar y dinamizar el programa de aceleración de los proyectos seleccionados.

Etiquetas: , , , , ,

Participa en la encuesta del Observatorio ODS TECH

Publicado el 03 mayo, 2021

Los Observatorios de Futurizable serían imposibles sin vuestra colaboración, por eso ahora que andamos inmersos en la realización del Observatorio ODS TECH queremos contar una vez más con vuestra participación, en concreto a través de la siguiente encuesta.

Esta encuesta forma parte del trabajo de generación de contenidos que conlleva la realización de un Observatorio, partiendo del contenido divulgativo que generamos nosotros, en este caso en colaboración con Anke Schwind, que es especialista en ODS. A lo que hay que añadir el conocimiento que se genera a través del Think Tank y de las entrevistas como la que compartimos a continuación.

En estos momentos en los que estamos viviendo en primera persona todos los cambios que trae consigo este mundo complejo e interconectado, la hoja de ruta a nivel global que recogen los Objetivos de Desarrollo Sostenible nos puede servir para determinar las prioridades hacia una sociedad sostenible y equitativa. El propósito de cada persona y de cada empresa es esencial para avanzar en esta dirección. Además, las acciones que se lleven a cabo dentro de una empresa pueden tener un impacto importante en los diferentes ODS y aportar, al mismo tiempo, valor a las empresas.

A través de esta encuesta queremos explorar esa doble vertiente de creación de valor por parte de las empresas hacia un mundo sostenible y de creación de valor para las empresas a través de su organización y de sus actividades. Asimismo tenemos claro que las nuevas tecnologías pueden jugar un papel primordial en la consecución de los ODS y queremos conocer iniciativas inspiradoras a este respecto.

Conoce a Nacho Villoch y su trabajo en pro de los ODS a través de Sustainability Oriented Innovation

Nacho Villoch, es Open Innovation Senior Ecosystem Builder en BBVA, aunque esta es solo una de las facetas de un gran ejemplo de hombre del renacimiento: escritor, mentor, conferenciante viajero y como podéis descubrir a través de la siguiente entrevista,  un luchador en pro de nuestro mundo a través de SOI y ODS.

¿Qué es la SOI?

SOI son las siglas de Sustainability Oriented Innovation, en castellano Innovación orientada a la sostenibilidad, es un concepto que recoge una manera nueva de pensar y de actuar que aspira a organizar los recursos, los negocios, la forma de vivir de las sociedades atendiendo a valores sociales, medioambientales que satisfagan las necesidades de las generaciones actuales sin comprometer las de las generaciones futuras.

Como decía Einstein, “No se puede solucionar un problema dentro del marco que lo ha creado”, y gran parte de los problemas actuales -pérdida de biodiversidad, agotamiento de recursos, cambio climático, desigualdades sociales, contaminación…- son consecuencia del modelo de capitalismo extractivo lineal implantado tras la primera y segunda revolución industrial. Luego la solución deberá estar fuera de ese marco, en un nuevo paradigma de economía circular, que optimices mejor los recursos.

Necesitamos soluciones Innovadoras y sostenibles.

¿Por qué te has embarcado en esta senda del desarrollo sostenible?

Ha sido un cruce de caminos, que, retrospectivamente parecía inevitable. Mis inquietudes medioambientales arrancan en la adolescencia temprana, posiblemente con los primeros mensajes de Félix Rodriguez de la Fuente en Planeta Azul y Jaques Cousteau en el mundo del silencio. Luego llegó a primeros a de los 80 el apoyo a acciones de Green Peace y Sea Shepherd. He sido testigo del deterioro dramático de ecosistemas terrestres y marinos durante más de 4 décadas en 5 continentes. Ahora, tras casi 20 años dedicado profesionalmente a la innovación, la innovación aplicada a los negocios, y las soluciones he visto que es posible -que es imprescindible- cruzar ambas esferas de conocimiento y experiencia. La practica de la innovación tiene mucho de anticipar, diseñar y construir futuros posibles, más o menos (im)probables y preferibles. “el futuro me interesa porque es el sitio donde pienso pasar el resto de mi vida”.

En 2013 inicié un proyecto de divulgación y llamada a la acción, llamado ITS, por los tres pilares que lo sustentan Innovación, Talento y Sostenibilidad.

¿Qué papel juegan los ODS el concepto de SOI?

Me gusta ver los ODS -los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030- como la “brújula” que nos marca el camino. El consenso de la ONU en torno a la Agenda 2030 nos han servido para poner orden, organizar y priorizar objetivos, metas indicadores. Ponerle KPIs (Key Performance Indicators), indicadores de progreso y una taxonomía común, para que todos podamos entendernos cuando hablamos de sostenibilidad.

Antes de los ODS, la definiciones tradicionales de sostenibilidad dejaban amplios márgenes de interpretación , y “resquicios” por los que escabullirse y mezclar en un “Totum Revolotum” la salud, acabar con el hambre, la extinción de las ballenas, o el bienestar medido como riqueza… lo que generaba no pocos conflictos entre prioridades: Más desforestación para plantar más soja para alimentar mas ganado para acabar con el hambre, o más fábricas en Africa y Asia para “industrializar y urbanizar” países emergentes “en vías de desarrollo”, o más gasolina para impulsar el crecimiento económico como ya ocurrió en Europa en el S.XX …claros conflictos difíciles de reconciliar.

Los ODS, organizados en torno a 5 P´s : People (personas), Planeta, Prosperidad, Paz y Partnerships (Alianzas), organizan las metas para que unas no ocurran en detrimento de las otras.

¿Cuál es el papel de la tecnología en la innovación y transformación hacia el desarrollo sostenible?

La Tecnología siempre ha generado abundancia. Desde el paleolítico, tas tecnología ha permitido a los “Homo” – habilis, antecesor, sapiens…- ampliar sus capacidades. Hacer más con menos, alimentarse mejor, conquistar nuevos ecosistemas, moldear la naturaleza…: el Fuego, la rueda, el arado, la escritura, la agricultura, la cerámica…

El big-bang tecnológico y de Innovación nos permite imaginar escenarios de abundancia como eran inimaginables hace un par de décadas, al final del s.XX . Las tecnologías exponenciales como la Inteligencia artificial, Internet de las cosas, la Realidad Virtual y aumentada, hacen posible que robots, drones y vehículos no tripulados asuman muchas funciones, funcionando además con energía solar nos ofrecen muchas soluciones para satisfacer las necesidades actuales y al mismo tiempo cumplir los ODS de la Agenda 2030.

Los avances en genómica, decodificando el ADN, y la convergencia Info-Nano-Cogno-Bio, de Informática, (bits) Nanotecnología (átomos), Cognitivos (neuronas) y Biotecnología (células) son instrumentales y totalmente transformadores.

¿En qué sector empresarial estás viendo más movimiento enfocado al desarrollo sostenible?

La innovación, y la transformación digital es transversal a todos los sectores, y a menudo los avances en unos se trasladan a otros.

Uno de los más obvios es en el sector energético, en torno a la descarbonización y la transición energética, por el objetivo de reducir la huella de carbono. La inversión en generar energía fotovoltaica y otras renovables no va a dejar de crecer.

Este cambio en el uso de la energía muy relacionada con el transporte, hasta ahora muy dependiente de los combustibles fósiles, y relacionado con muchos de los problemas de las ciudades. Pensemos en los cientos de millones de horas perdidas cada día en atascos de tráfico y sus implicaciones en la salud (ODS 3), Trabajo y consumo (ODS 8) , Ciudades (ODS 11), Cambio Climático (ODS 13)… entre otros. El vehículo Conectado, Eléctrico, Social (compartido) y Autónomo (CASE) tiene un enorme impacto, mientras llega el hidrogeno verde y el hyperloop.

Me interesa mucho de la alimentación para acabar con el hambre (ODS 2) y hacerlo compatible con biodiversidad (ODS 14 y 15), en el que los avances en impresión 3D de proteínas, alimentos a bases de insectos, algas cultivadas, va a suponer cambios de hábitos a los que vamos a tener que apuntarnos. Esto conecta con los ODS de Salud (3) a medida que aumenta la expectativa de vida -unos 4 meses cada año-, y el ODS 6 -de agua limpia y potable para todos- Sin agua no hay vida, y ya hay serios conflictos entre los usos industriales y agrícolas del agua y todas sus “externalidades”.

Otra área de enorme disrupción es la relativa al uso de los plásticos, sobre todo los de un solo uso en embalajes y su sustitución por otros que minimicen el impacto de la huella de plástico.

Evaluar, mitigar, compensar las huellas de carbono, plástico, hídrica es algo muy visible en mensajes de reducir, reusar, reciclar, reparar, muy unidos a la economía circular; sin embargo hay iniciativas menos conocidas como la restauración de los arrecifes de coral -severa e irreversiblemente dañados por la acidificación de los océanos y el calentamiento global- que a la postre pudieran tener una trascendencia mucho mayor en nuestro futuro.

De todas estas iniciativas que mencionas u otras que estén relacionadas, ¿a cuál dedicarías, o dedicas ya, algo de tu tiempo? Sea como voluntario, investigando, indagando o incluso inversor….

De todos los ODS, hay algunos que nos resuenan a un nivel más intimo y en los que nos comprometemos más.

En mi caso estoy muy volcado en la protección de la biodiversidad y los ecosistemas, en especial el 14 de biodiversidad marina, y participo como voluntario en limpiezas de playas y fondos, riberas, apoyando a varias ONGs y proyectos que lo hacen. Tengo una guerra “personal” contra los plásticos de un solo uso y la caza de cetáceos.

También me interesa mucho la reducción de desigualdades de género (ODS 5) -como padre de tres hijas STEM, ese ODS lo tengo en casa; Y llevo mentorizando mujeres emprendedoras casi 15 años a través de la MET Community, y otros proyectos -UPAM…

Como inversor …“put your money where your mouth is” apostaría por ENERTECH, FoodTech, HealthTech… la descarbonización y la energía fotovoltaica, las hamburguesas “veganas”, la alimentación a base de algas e insectos – y, clave para la vida, el agua (ODS 6)

Etiquetas: , , ,

Presentación Observatorio ODS TECH

Publicado el 18 abril, 2021

Comenzamos un nuevo Observatorio de Futurizable, en esta ocasión dedicado al desarrollo sostenible y en colaboración con una gran experta en la materia, Anke Schwind. A través de esta iniciativa nos proponemos dos objetivos, entender el valor que pueden aportar las tecnologías digitales a la hora de lograr los Objetivos de Desarrollo Sostenible y mostrar por qué las empresas pueden sacar un gran provecho si trabajan en pro de la sostenibilidad.

Con este primer artículo ODS TECH buscamos contribuir al primer objetivo, descubrir cómo la tecnologías digitales pueden aportar un gran valor a la hora de alcanzar los Objetivos y Metas de Desarrollo Sostenible propuestos por las Naciones Unidas.

Introducción a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)

El 25 de septiembre de 2015, los 193 Estados miembros de Naciones Unidas adoptaron la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, un plan de acción a favor de las personas, el planeta y la prosperidad.

La Agenda plantea 17 Objetivos con 169 metas de carácter integrado e indivisible que abarcan las esferas económica, social y ambiental. Cuenta además con diversos conjuntos de indicadores para poder determinar el cumplimiento de los objetivos propuestos en el año 2030.

Esta nueva estrategia se implementó para regir los programas de desarrollo mundiales durante un periodo de 15 años, del 2015 al 2030. Al adoptarla, los Estados se comprometieron a movilizar los medios necesarios para su puesta en práctica mediante alianzas centradas especialmente en las necesidades de los más pobres y vulnerables.

«Estamos resueltos a poner fin a la pobreza y el hambre en todo el mundo de aquí a 2030, a combatir las desigualdades dentro de los países y entre ellos, a construir sociedades pacíficas, justas e inclusivas, a proteger los derechos humanos y promover la igualdad entre los géneros y el empoderamiento de las mujeres y las niñas, y a garantizar una protección duradera del planeta y sus recursos naturales”, señalaron los Estados en la resolución.

La Agenda 2030 se concibió a nivel gubernamental, pero muchas empresas ya la están integrando en su estrategia. En la primera parte de este documento, vamos a comentar algunas de las áreas en las que los ODS están siendo implementados en las empresas.

De hecho, para poder alcanzar los 17 ODS es necesaria la implicación de todos los actores sociales. Entendiendo estos retos como el lenguaje universal a través del cual se pueden canalizar las soluciones y crear sinergias, queremos explorar aquí las oportunidades que presentan los ODS concretamente para empresas y nuevas tecnologías.

Establecer un marco de referencia para hablar de los ODS en las empresas

En primer lugar, hay empresas cuyo propósito está directamente relacionado con alguno de los ODS. Desde la consultoría Rainmaking se ha elaborado una herramienta visual que da una perspectiva global de más de 2000 startups de impacto y cómo estas contribuyen a uno de los 17 ODS. Incluiremos ejemplos de algunas de ellas en la relación más abajo.

Donde, no obstante, podemos ver los ODS en el mundo empresarial es en relación con la estrategia y la gestión de una empresa. Los ODS se van introduciendo sobre todo en los informes no financieros que son obligatorios para cierto tipo de empresas desde el año 2018.

Las acciones que suelen realizar las empresas en relación con los ODS se pueden subdividir en dos ámbitos, el de las acciones internas y el de las acciones externas. Desde esta subdivisión, podemos hacer otra clasificación relacionada con la cadena de valor de la empresa. En esta conviene hacer una diferenciación entre la esfera social y la esfera medioambiental del desarrollo sostenible.

Desde la perspectiva de la esfera social, las acciones internas se pueden relacionar directamente con estos tres principales grupos de interés:

  • Cadena de suministro
  • Personal empleado
  • Clientes

En lo que respecta la esfera medioambiental de la cadena de valor, es importante tener en cuenta las diferentes actividades necesarias para llevar a cabo la labor empresarial. Desde esta perspectiva resulta muy útil tener como marco de referencia el gráfico de la economía circular.

A este respecto, debemos mencionar además la importancia de la gobernanza de una empresa y, en concreto, su proceso de toma de decisiones, que tiene repercusiones directas sobre cada uno de los grupos de interés y las actividades que realiza la empresa.

Según el barómetro de empresas de Deloitte sobre la Agenda 2030 de desarrollo sostenible, las principales acciones de las empresas hacia la consecución de los ODS giran alrededor de los siguientes puntos:

  • Políticas internas: 34%
  • Donaciones ONGS: 23%
  • Inversiones propias: 19%
  • Desarrollo producto/servicio: 10%
  • Cadena de suministro: 3%

Existen por tanto muchas acciones a nivel de la organización, gestión y el grupo de empleados, en lo que concierne a la actividad interna, pero pocas relacionadas con el grupo de clientes, que son los usuarios/beneficiarios de los productos o servicios de las empresas, y aún menos en lo que respecta la cadena de suministro. Esto significa no solo que las empresas se enfrentan aún a grandes retos en lo que se refiere a la implementación de acciones que produzcan un impacto positivo en sus clientes a través de su catálogo de productos o servicios o en la determinación de una cadena de suministro más sostenible, sino también que nos encontramos en un escenario de muchas oportunidades para promover sinergias y acciones innovadoras.

Desde esta doble visión de la cadena de valor, proporcionaremos en el último apartado una serie de acciones concretas relacionadas con los diferentes ODS para ir situándonos en un contexto de oportunidades de los ODS en las empresas y diferentes soluciones que pueden aportar las nuevas tecnologías.

Aportación de las nuevas tecnologías a los ODS

Pero antes de llegar a dicho apartado, vamos a analizar los avances en las nuevas tecnologías y sus posibles aportes a los ODS.

Las tecnologías digitales, y por supuesto la Inteligencia Artificial, forman ya parte indivisible de nuestras vidas. Pero más que herramientas que nos facilitan la vida, debemos plantearnos aprovechar todo su potencial como herramientas que ayudan y facilitan el desarrollo sostenible. Existen ya ejemplos a este respecto y diferentes grupos que trabajan en esa dirección. Al igual que muchas otras personas, están viendo las oportunidades y relaciones que los ODS conforman en su ámbito de trabajo y proporcionan soluciones.

Un trabajo reciente de un grupo de científicas/os del Instituto de Investigación en Data Science and Computational Intelligence (DaSCI) de la Universidad de Granada, junto a la compañía Ferrovial y la Real Academia de la Ingeniería, servirá de base para explorar estas soluciones y oportunidades y cómo pueden contribuir a la consecución de los 17 ODS.

Este estudio analiza cinco grandes apartados de tecnologías digitales:

  • Inteligencia artificial
  • Gemelo digital y las tecnologías 3D relacionadas
  • Tecnologías relacionadas con los conceptos de territorios y ciudades inteligentes
  • Blockchain
  • Tecnologías de tendencia, los vehículos autónomos y la computación cuántica

Entendemos que todas estas tecnologías mantienen entre sí una relación simbiótica. Por un lado, la IA es capaz de aprender de las acciones más adecuadas en cada momento, mientras que el resto de las tecnologías proveen a esta con formas de interactuar con el entorno, por ejemplo, a través de la adquisición, almacenamiento y comunicación de datos. Esto implica que a menudo varias tecnologías van a ser necesarias en la ejecución de una solución tecnológica que aquí solo esbozaremos.

Al igual que en la sección anterior dedicada a las empresas, en la que se han seleccionado algunos puntos críticos para entender la relación de los ODS con las empresas, los ejemplos de oportunidades y casos reales que se recogen en el listado de relaciones se reducirán a aplicaciones concretas de estas tecnologías.

Con esta reducción en los dos ámbitos que intentamos acercar (el empresarial y el tecnológico), pretendemos sentar un escenario de partida para comprender a grosso modo las posibles sinergias. Evidentemente no queremos reducir la creatividad de las personas que vayan acercándose a este Observatorio, pero entendemos que un primer paso para alcanzar un objetivo concreto es dividirlo en pasos más pequeños, y en este caso, comprensibles para todos los actores involucrados.

Los ODS como puntos de conexión

La búsqueda de estas sinergias tiene como fin primordial detectar oportunidades de conexión entre empresas y la innovación tecnológica. Una necesidad de las empresas se centra en disponer de herramientas para mejorar su contribución a los ODS, donde las nuevas tecnologías sin duda pueden aportar soluciones. Al mismo tiempo, el mundo de la investigación reclama una mayor cooperación con otros actores, por lo que esperamos también crear sinergias que cumplan la función de proporcionarles a las investigaciones e innovación una aplicación práctica en el sector empresarial.

En la siguiente lista se presentarán diferentes acciones e iniciativas alrededor de los ODS. No pretende ser una lista exhaustiva, sino un primer acercamiento desde las diferentes perspectivas que hemos introducido arriba. Cada ODS irá acompañado de:

  • Una breve introducción de la web de Naciones Unidas
  • Acciones empresariales que pueden contribuir a su cumplimiento
  • Oportunidades que ofrecen las nuevas tecnologías extraídas del estudio Inteligencia Artificial y Tecnologías Digitales para los ODS
  • Ejemplos concretos de aplicaciones tecnológicas ya existentes en la línea de las acciones y oportunidades presentadas

Las fuentes de los documentos consultados estarán indicadas al final de este documento para que cada lector/a pueda seguir indagando en su área de conocimiento, o desconocimiento. El fin principal de la lista no deja de ser la inspiración y la motivación para llevar a cabo acciones desde el punto de partida de cada persona y así ser parte de la Agenda 2030 que busca transformar nuestro mundo.

Relaciones a partir de los ODS

“Más de 700 millones de personas, o el 10 % de la población mundial, aún vive en situación de extrema pobreza a día de hoy con dificultades para satisfacer las necesidades más básicas, como la salud, la educación y el acceso a agua y saneamiento, por nombrar algunas. La mayoría de las personas que viven con menos de 1,90 dólares al día viven en el África subsahariana. En todo el mundo, los índices de pobreza en las áreas rurales son del 17,2 %; más del triple de los mismos índices para las áreas urbanas.”

Acciones empresariales: Comprometerse con la creación de empleos decentes y estables, especialmente en los países menos desarrollados y para poblaciones vulnerables, prestando especial atención a la cadena de suministro.

Oportunidades: Las tecnologías basadas en blockchain que han demostrado efectos notables en relación con la eficiencia, la transparencia, la robustez ante la corrupción y la distribución de la información, son una importante candidata para una gobernanza que facilita una toma de decisiones transparente ante la pobreza dado que apoya una toma de decisiones libre de falsedades, información sesgada, intereses políticos, etc., en problemas encaminados a acabar con la pobreza.

Ejemplo concreto: Asylum Pass, una herramienta de blockchain que permite a migrantes y personas refugiadas demostrar sus credenciales.

“Tras décadas de una disminución constante, el número de personas que padecen hambre (medido por la prevalencia de desnutrición) comenzó a aumentar lentamente de nuevo en 2015. Las estimaciones actuales indican que cerca de 690 millones de personas en el mundo padecen hambre, es decir, el 8,9 por ciento de la población mundial, lo que supone un aumento de unos 10 millones de personas en un año y de unos 60 millones en cinco años.”

Acciones empresariales: Establecer programas de alimentación para el personal de la empresa que incluya alimentos sanos y nutritivos e informen sobre un consumo sostenible, señalando el impacto negativo de desperdiciar alimentos.

Oportunidades: Existen herramientas basadas en IA y ciencias de datos que pueden ayudar a fomentar hábitos de alimentación sostenibles, saludables y responsables con el medio ambiente local y global. Por ejemplo, mediante modelos basados en sistemas de recomendación combinados con el aprendizaje de modelos de consumo, preferencias y hábitos alimenticios, sería posible acercar a la población a sugerencias personalizadas de alimentación que se ajusten a sus preferencias y al mismo tiempo vayan encaminadas hacia unas prácticas de nutrición más sostenibles.

Ejemplo concreto: Foodvisor, una app de nutrición que analiza la imagen de un plato de comida mediante algoritmos de inteligencia artificial e informa de sus propiedades nutricionales.

“Antes de la pandemia, se consiguieron grandes avances en la mejora de la salud de millones de personas. En concreto, se consiguió aumentar la esperanza de vida y reducir algunas de las causas de muerte comunes asociadas con la mortalidad infantil y materna. Sin embargo, se necesitan más esfuerzos para erradicar por completo una gran variedad de enfermedades y abordar un gran número de problemas de salud, tanto constantes como emergentes. A través de una financiación más eficiente de los sistemas sanitarios, un mayor saneamiento e higiene, y un mayor acceso al personal médico, se podrán conseguir avances significativos a la hora de ayudar a salvar las vidas de millones de personas.”

Acciones empresariales: Comprender, controlar, mitigar y remediar los impactos negativos en la salud de la comunidad más cercana o los clientes, aprovechando experiencia, recursos y conocimiento empresariales en la innovación de productos, procesos y modelos de negocio.

Oportunidades: Los sensores y entornos inteligentes, bajo el paradigma Internet de las Cosas (IoT – Internet of Things), pueden facilitar la detección de accidentes, alertar de elementos contaminantes o dar respuestas efectivas y eficientes a cualquier riesgo de propagación de agentes infecciosos.

Ejemplo concreto: Medicsen, un dispositivo de administración de fármacos wearable y sin agujas para el tratamiento de la diabetes.

“La educación permite la movilidad socioeconómica ascendente y es clave para salir de la pobreza. Durante la última década, se consiguieron grandes avances a la hora de ampliar el acceso a la educación y las tasas de matriculación en las escuelas en todos los niveles, especialmente para las niñas. No obstante, alrededor de 260 millones de niños aún estaban fuera de la escuela en 2018; cerca de una quinta parte de la población mundial de ese grupo de edad. Además, más de la mitad de todos los niños y adolescentes de todo el mundo no están alcanzando los estándares mínimos de competencia en lectura y matemáticas.”

Acciones empresariales: Las empresas pueden ser líderes al facilitar el acceso a la formación profesional, y al generar oportunidades de aprendizaje permanente para su personal y en su cadena de suministro.

Oportunidades: Adicionalmente a los formatos actuales (texto, audio, vídeo o imagen) que se manejan en la educación y en la transmisión de conocimiento, un entorno online puede ofrecer nuevos contenidos interactivos usando tecnologías de Realidad Aumentada y Realidad Mixta, que podrían, por ejemplo, sustituir figuras de un libro por un modelo en 3D.

Ejemplo concreto: Invelon ofrece soluciones basadas en realidad virtual, aumentada y mixta que permiten la capacitación educativa en diferentes industrias.

“La igualdad de género no solo es un derecho humano fundamental, sino que es uno de los fundamentos esenciales para construir un mundo pacífico, próspero y sostenible. Se han conseguido algunos avances durante las últimas décadas: más niñas están escolarizadas, y se obliga a menos niñas al matrimonio precoz; hay más mujeres con cargos en parlamentos y en posiciones de liderazgo, y las leyes se están reformando para fomentar la igualdad de género. A pesar de estos logros, todavía existen muchas dificultades: las leyes y las normas sociales discriminatorias continúan siendo generalizadas, las mujeres siguen estando infrarrepresentadas a todos los niveles de liderazgo político, y 1 de cada 5 mujeres y niñas de entre 15 y 49 años afirma haber sufrido violencia sexual o física a manos de una pareja íntima en un período de 12 meses.”

Acciones empresariales: Implementar políticas y prácticas que promuevan la libertad e impidan la discriminación de género en el lugar de trabajo, en la economía y en la comunidad.

Oportunidades: La inteligencia artificial puede detectar y prevenir sesgos de género en diferentes contextos, sea mediante el uso de tecnologías de reconocimiento del habla y lenguaje natural o detección de patrones y comportamientos en textos e incluso las redes sociales.

Ejemplo concreto: Rainbow, un chatbot que usa inteligencia artificial para detectar señales de abuso, determinar conductas sanas y dañinas y recomendar recursos para ayudar en estas situaciones.

“Si bien se ha conseguido progresar de manera sustancial a la hora de ampliar el acceso a agua potable y saneamiento, existen miles de millones de personas (principalmente en áreas rurales) que aún carecen de estos servicios básicos. En todo el mundo, una de cada tres personas no tiene acceso a agua potable salubre, dos de cada cinco personas no disponen de una instalación básica destinada a lavarse las manos con agua y jabón, y más de 673 millones de personas aún defecan al aire libre. La pandemia de la COVID-19 ha puesto de manifiesto la importancia vital del saneamiento, la higiene y un acceso adecuado a agua limpia para prevenir y contener las enfermedades. La higiene de manos salva vidas.”

Acciones empresariales: Implementar estrategias integrales sobre el agua que sean socialmente equitativas, ambientalmente sostenibles y económicamente beneficiosas para la empresa y todas las partes afectadas.

Oportunidades: El despliegue de redes de sensores conectados de IoT en instalaciones hídricas (depuradoras, plantas de tratamiento y potabilización, depósitos, presas, etc.) así como en redes de distribución (tuberías y cañerías, colectores, ríos, acequias) e incluso en entornos naturales relacionados con el agua (ríos, pantanos, lagos, acuíferos, zonas costeras, etc.), permite una monitorización casi en tiempo real del estado de las infraestructuras y la calidad del agua.

Ejemplo concreto: Datawater, IoT para monitorizar máquinas y procesos a través de dispositivos y aplicaciones conectados con servidores en la nube, con una solución específica para el agua.

“El mundo está avanzando hacia la consecución del Objetivo 7 con indicios alentadores de que la energía se está volviendo más sostenible y ampliamente disponible. El acceso a la electricidad en los países más pobres ha comenzado a acelerarse, la eficiencia energética continúa mejorando y la energía renovable está logrando resultados excelentes en el sector eléctrico. A pesar de ello, es necesario prestar una mayor atención a las mejoras para el acceso a combustibles de cocina limpios y seguros, y a tecnologías para 3000 millones de personas, para expandir el uso de la energía renovable más allá del sector eléctrico e incrementar la electrificación en el África subsahariana.”
Acciones empresariales: Aumentar significativamente la eficiencia energética, obtener la energía necesaria de fuentes renovables y promover la misma acción en toda la cadena de suministro a través de la selección y el apoyo a proveedores.

Oportunidades: Todas las empresas eléctricas son conscientes de la aportación que pueden hacer las Smart grid a la eficiencia y la sostenibilidad a la hora de producir y distribuir electricidad. Además se podrían aplicar tecnologías de compresión de datos y de computación distribuida para reducir el consumo energético de los centros de almacenamiento y procesado de datos, desarrollando mecanismos adaptativos de compresión basados en ciencia de datos.

Ejemplo concreto: Suministro de energía renovable usando big data para recopilar, procesar y analizar datos y ofrecer soluciones personalizadas, con Holaluz.

“A nivel mundial, el número de empleos necesarios entre 2016 y 2030, es de unos 30 millones de empleos al año. Además de crear empleos, hay que mejorar las condiciones de unos 780 millones de mujeres y hombres que trabajan, pero no ganan lo suficiente para que ellos y sus familias puedan salir de la pobreza. A día de hoy, las perturbaciones económicas y financieras derivadas de la COVID-19 están desbaratando el ya de por sí tibio crecimiento económico y empeorando los riesgos acentuados de otros factores, en especial para las personas que viven en situación de pobreza.”

Acciones empresariales: Realizar un estudio conjunto con el trabajador para conocer cómo se siente con sus responsabilidades laborales y estudiar la necesidad de ajustarlas.

Oportunidades: Prácticamente todos los estudios de impacto laboral concluyen con un balance positivo entre creación de nuevos empleos y reemplazo de los existentes (o tareas específicas de los existentes), con una predominancia superior en el medio y largo plazo. No obstante, la mayoría de ellos hacen hincapié en la hipótesis de movilidad laboral, para lo cual es requisito el acceso a la educación continua y a formación profesional actualizada.

Ejemplo concreto: Unfoldwork crea experiencias de aprendizaje a través de un sistema de gestión de aprendizaje (LMS) a distancia, analizando problemas y necesidades del equipo con medición del impacto.

“La industrialización inclusiva y sostenible, junto con la innovación y la infraestructura, pueden dar rienda suelta a las fuerzas económicas dinámicas y competitivas que generan el empleo y los ingresos. Estas desempeñan un papel clave a la hora de introducir y promover nuevas tecnologías, facilitar el comercio internacional y permitir el uso eficiente de los recursos. Sin embargo, todavía queda un largo camino que recorrer para que el mundo pueda aprovechar al máximo este potencial. En especial, los países menos desarrollados necesitan acelerar el desarrollo de sus sectores manufactureros si desean conseguir la meta de 2030 y aumentar la inversión en investigación e innovación científicas.”

Acciones empresariales: Comercializar productos, servicios y modelos de negocio que proporcionan una infraestructura sostenible y resiliente.

Oportunidades: Se propone de ahondar en el desarrollo de algoritmos de apoyo a la construcción de infraestructuras, como el diseño generativo, que materializados mediante impresión 3D y la integración de sensores para su monitorización estructural en tiempo real, aporte a las infraestructuras de una menor huella ambiental y un seguimiento estrecho de su estado y evolución durante todo el ciclo de vida.

Ejemplo concreto: 3dexperience, plataforma que incluye aplicaciones de modelado 3D, gemelos virtuales de productos o sistemas de producción que permite una interacción directa con los clientes en todas las fases del proyecto.

“La desigualdad dentro de los países y entre estos es un continuo motivo de preocupación. A pesar de la existencia de algunos indicios positivos hacia la reducción de la desigualdad en algunas dimensiones, como la reducción de la desigualdad de ingresos en algunos países y el estatus comercial preferente que beneficia a los países de bajos ingresos, la desigualdad aún continúa. Las desigualdades también están aumentando para las poblaciones vulnerables en países con sistemas sanitarios más deficientes y en países que se enfrentan a crisis humanitarias existentes. Los refugiados y los migrantes, así como los pueblos indígenas, los ancianos, las personas con discapacidad y los niños se encuentran especialmente en riesgo de ser excluidos.”

Acciones empresariales: Contratar a jóvenes de localidades donde opere la organización, especialmente en países en desarrollo, así como trabajar con proveedores locales para impulsar la economía local.

Oportunidades: Establecer mecanismos, apoyados por la IA, infraestructuras de red potentes y blockchain, que faciliten la participación de todas las personas afectadas en procesos de decisión. Se recomienda a nivel gubernamental, pero es también aplicable dentro de la comunidad vinculada a una empresa.

Ejemplo concreto: Bext360, permite la recogida de datos en la cadena de suministro de productos como café, minerales y algodón con ayuda de tecnología blockchain para trazabilidad y medición de la sostenibilidad.

“El mundo cada vez está más urbanizado. Desde 2007, más de la mitad de la población mundial ha estado viviendo en ciudades, y se espera que dicha cantidad aumente hasta el 60 % para 2030. Las ciudades y las áreas metropolitanas son centros neurálgicos del crecimiento económico, ya que contribuyen al 60 % aproximadamente del PIB mundial. Sin embargo, también representan alrededor del 70 % de las emisiones de carbono mundiales y más del 60 % del uso de recursos.”

Acciones empresariales: Apoyar el acceso a servicios esenciales en el lugar de trabajo, en el mercado y en la comunidad.

Oportunidades: El uso de técnicas de IA ya ha conseguido crear modelos que simulan de manera acertada el comportamiento de sistemas no lineales complejos como los del tráfico. Además podría añadirse otra capa a estos modelos a través de gemelos digitales que pudieran servir de réplica de sistemas reales existentes con varios fines: experimentación, predicciones en nuevos escenarios, validación de mejoras o cambios en los sistemas, etc

Ejemplo concreto: Meiklabs es un laboratorio de innovación tecnológica para ciudades que combina tecnologías de visualización para ayudar a empresas de diversas industrias en sus procesos de transformación digital.

“El consumo y la producción mundiales (fuerzas impulsoras de la economía mundial) dependen del uso del medio ambiente natural y de los recursos de una manera que continúa teniendo efectos destructivos sobre el planeta. El progreso económico y social conseguido durante el último siglo ha estado acompañado de una degradación medioambiental que está poniendo en peligro los mismos sistemas de los que depende nuestro desarrollo futuro (y ciertamente, nuestra supervivencia). La pandemia de la COVID-19 ofrece a los países la oportunidad de elaborar planes de recuperación que reviertan las tendencias actuales y cambien nuestros patrones de consumo y producción hacia un futuro más sostenible.”

Acciones empresariales: Analizar el ciclo de vida de los productos que se utilizan y optimizarlo.

Oportunidades: Realidad aumentada para informar a los consumidores de los aspectos de sostenibilidad relacionados con los productos que consumen, informando a los consumidores sobre la procedencia, procesos usados para construir los bienes que consumen e incluso su empaquetado. Esa información es de vital importancia para que los usuarios puedan tomar decisiones informadas sobre los productos que consumen y puedan adaptar sus hábitos de consumo hacia patrones más sostenibles.

Ejemplo concreto: Layar, plataforma que permite crear contenido en realidad aumentada para móviles utilizando cualquier imagen como marcador.

“El cambio climático está afectando a todos los países de todos los continentes. Está alterando las economías nacionales y afectando a distintas vidas. Los sistemas meteorológicos están cambiando, los niveles del mar están subiendo y los fenómenos meteorológicos son cada vez más extremos. A pesar de que se estima que las emisiones de gases de efecto invernadero caigan alrededor de un 6 % en 2020 debido a las restricciones de movimiento y las recesiones económicas derivadas de la pandemia de la COVID-19, esta mejora es solo temporal. El cambio climático no se va a pausar. Una vez que la economía mundial comience a recuperarse de la pandemia, se espera que las emisiones vuelvan a niveles mayores.”

Acciones empresariales: Reducir considerablemente las emisiones asociadas con las operaciones propias y de la cadena de suministro, en alineación con la ciencia del clima.

Oportunidades: Se pueden encontrar posibles aplicaciones de la tecnología blockchain en el ámbito del sector energético, mejorando la transparencia y confianza dentro del mercado energético e incluso permitiendo aplicaciones de intercambio en redes entre pares (P2P – peer to peer) y lograr mejoras en la gestión de la demanda energética.

Ejemplo concreto: Climatetrade es una plataforma blockchain que conecta desarrolladores de proyectos de mitigación climática con aquellos interesados en compensar sus emisiones, sin intermediarios.

“El océano impulsa los sistemas mundiales que hacen de la Tierra un lugar habitable para el ser humano. Nuestra lluvia, el agua potable, el tiempo, el clima, los litorales, gran parte de nuestra comida e incluso el oxígeno del aire que respiramos los proporciona y regula el mar. Una gestión cuidadosa de este recurso mundial esencial es una característica clave de un futuro sostenible. No obstante, en la actualidad, existe un deterioro continuo de las aguas costeras debido a la contaminación y a la acidificación de los océanos que está teniendo un efecto adverso sobre el funcionamiento de los ecosistemas y la biodiversidad. Asimismo, también está teniendo un impacto perjudicial sobre las pesquerías de pequeña escala.”

Acciones empresariales: Trazar alianzas en el sector público y /o privado para cooperar y apoyar iniciativas que luchan para proteger los hábitats marinos vulnerables.

Oportunidades: El vertido de plásticos a los mares y océanos de la Tierra constituye actualmente una de las mayores amenazas ecológicas a nivel global, y requiere mayores esfuerzos de investigación para su control y eventual mitigación. El uso de técnicas de IA para la detección y cuantificación de detritos plásticos usando imágenes tomadas por drones constituye un progreso sustancial, pero esta tecnología está limitada a playas y zonas costeras locales debido al relativamente pequeño radio de acción de estos vehículos no tripulados. El uso de datos e imágenes tomadas por satélite, junto con modelos de simulación física (como el “TrackMPD”) se revelan como tecnologías prometedoras que permitirían ampliar sustancialmente el radio de acción de la monitorización así como la predicción de las trayectorias de estos bancos de residuos a nivel planetario.

Ejemplo concreto: Lobelia, herramienta que utiliza imágenes de radar de apertura sintética (SAR) para la identificación de plásticos en entornos marinos.

“Para prevenir, detener y revertir la degradación de los ecosistemas de todo el mundo, las Naciones Unidas han declarado la Década para la Restauración de los Ecosistemas (2021-2030). Esta respuesta coordinada a nivel mundial ante la pérdida y degradación de los hábitats se centrará en desarrollar la voluntad y la capacidad políticas para restaurar la relación de los seres humanos con la naturaleza. Asimismo, se trata de una respuesta directa al aviso de la ciencia, tal y como se expresa en el Informe especial sobre cambio climático y tierra del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático, a las decisiones adoptadas por todos los Estados Miembros de las Naciones Unidas en las convenciones de Río sobre cambio climático y biodiversidad y a la Convención de las Naciones Unidas para la Lucha contra la Desertificación.”

Acciones empresariales: Contar con flora autóctona en el entorno de la empresa es beneficioso para la polinización natural, actuando como reservorio de la fauna útil y auxiliar, la cual es la que combate las plagas en los cultivos.

Oportunidades: Se propone el uso de IA, junto con el uso de sensores, para identificar de forma temprana enfermedades en las plantas y/o frutas. Esta capacidad permitirá una menor pérdida de los cultivos, y un mejor aprovechamiento de los recursos disponibles.

Ejemplo concreto: Farmdog, aplicación para hacer seguimiento de plantaciones, compartir observaciones y tomar decisiones de tratamiento.

“A fin de avanzar en la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, necesitamos instituciones públicas eficaces e inclusivas que puedan proporcionar educación y asistencia sanitaria de calidad, aplicar políticas económicas justas y brindar una protección inclusiva del medio ambiente. Los delitos que amenazan los cimientos de las sociedades pacíficas, incluidos los homicidios, la trata y otros tipos de delincuencia organizada, así como las leyes o las prácticas discriminatorias, afectan a todos los países. Incluso las democracias más consolidadas del mundo se enfrentan a enormes dificultades en su lucha contra la corrupción, la delincuencia y las violaciones de los derechos humanos en sus propios países.”

Acciones empresariales: Implementar un Código de conducta en la empresa que se base en el respeto de los derechos humanos. Formar al departamento de recursos humanos para que en la empresa se cree la cultura correspondiente y esta pueda difundirse a través de los empleados y proveedores.

Oportunidades: El uso de sistemas expertos pueden ser de ayuda a la hora de determinar y comprobar las actuaciones que previamente se han diseñado, se están teniendo en cuenta, por ejemplo, en los servicios jurídicos desde la consultoría legal hasta el apoyo telemático a los procesos judiciales.

Ejemplo concreto: Empresas que ofrezcan servicios en inteligencia artificial, relacionados con sistemas expertos o sistemas basados en conocimiento, partiendo de información de organismos como Business-humanrights.

“Los ODS solo se pueden conseguir con asociaciones mundiales sólidas y cooperación. Para que un programa de desarrollo se cumpla satisfactoriamente, es necesario establecer asociaciones inclusivas (a nivel mundial, regional, nacional y local) sobre principios y valores, así como sobre una visión y unos objetivos compartidos que se centren primero en las personas y el planeta.”

Acciones empresariales: Formar alianzas entre organizaciones.

Oportunidades: “Los datos son el elemento común sobre el que se fundamentan la IA y las tecnologías digitales aquí revisadas, ya sea porque son el componente esencial para que los sistemas de IA puedan acometer la tarea para la que fueron desarrollados, o porque son adquiridos, generados, transformados y transmitidos. Una alta disponibilidad de grandes volúmenes de datos permitirá extraer conocimiento útil sobre la problemática a abordar. Por ende, la aplicación de la IA a la consecución de los ODS precisa de datos unificados, accesibles, abiertos, de calidad y respetuosos con los derechos inalienables de las personas para así diseñar y desarrollar los modelos más adecuados para resolver la miríada de retos asociados a los ODS. El análisis de la literatura emprendido ha evidenciado que muchos de los avances en IA y tecnologías digitales aún no se han aplicado en profundidad a las metas asociadas a los ODS. Esto es probablemente debido a la debilidad de la relación y cooperación entre la investigación, la industria y los gobiernos, y a la baja disponibilidad de datos unificados que permitan abordar muchos de los retos existentes. Por tanto, es perentorio fortalecer los vínculos entre la ciencia y la ingeniería, la industria y los gobiernos, reforzando el diálogo y ampliando las vías para disponer de datos de calidad y de la necesaria transferencia de tecnologías, objetivo de la ingeniería, para facilitar su aplicación inmediata en pro de conseguir las metas de los ODS.”

Ejemplo concreto: alianza entre la Fundación Hazloposible y la empresa Sngular con el objetivo de proporcionar a las ONGs soluciones directas y eficaces que den respuesta a las tendencias del sector, que ya incorpora la utilización de tecnologías como la Inteligencia Artificial, biometría y blockchain, para lograr mayores oportunidades y éxitos.

Conclusiones del presente documento y siguientes pasos

Este Observatorio se emprende con el objetivo, y la ilusión, de fomentar estas alianzas. Pretende explorar las oportunidades que presentan los retos de los 17 ODS desde una visión positiva centrada en las posibilidades. Se trata de inspirar y de sentar una base construida sobre el potencial de la humanidad de ser capaces de encontrar soluciones a dichos retos y de aprovechar todo el potencial que pueden aportar las nuevas tecnologías para facilitar ese proceso.

Al presente documento le seguirán otras acciones como encuestas, entrevistas y un Think Tank a las que todas las personas interesadas están más que invitadas. Para más información al respecto, podéis poneros en contacto con nosotros Anke Schwind o Javier Martín.

Fuentes de información utilizadas para realizar este artículo:

Sobre los ODS y la Agenda 2030:

Objetivos y metas de desarrollo sostenible


https://www.agenda2030.gob.es/recursos/docs/APROBACION_AGENDA_2030.pdf

Sobre ODS y empresas:
https://www.europarl.europa.eu/news/es/headlines/economy/20151201STO05603/economia-circular-definicion-importancia-y-beneficios
https://www2.deloitte.com/content/dam/Deloitte/es/Documents/riesgos/Deloitte-ES-barometro-sostenibilidad.pdf
https://www.pactomundial.org/wp-content/uploads/2018/07/Las-empresas-espa%C3%B1olas-ante-la-Agenda-2030_def_p.pdf

Portada 2


https://www.unsdsn.org/
https://rainmaking.io/impact/sdg-compass/

Sobre ODS y nuevas tecnologías:
https://dasci.es/ia4ods/inicio.html
https://www.ericsson.com/assets/local/news/2016/05/ict-sdg.pdf

Documentos de referencia del apartado Relaciones a partir de los ODS:
Una breve introducción de la web de Naciones Unidas: https://www.un.org/sustainabledevelopment/es/sustainable-development-goals/
Acciones empresariales que pueden contribuir a su cumplimiento: https://www.pactomundial.org/wp-content/uploads/2018/05/Blueprint_Spanish-FullBook.pdf
https://www.caea.es/wp-content/uploads/2019/01/Los-objetivos-de-Desarrollo-Sostenible-una-oportunidad-para-la-PYME.pdf
Oportunidades que ofrecen las nuevas tecnologías extraídas del estudio Inteligencia Artificial y Tecnologías Digitales para los ODS: http://www.raing.es/es/publicaciones/libros/inteligencia-artificial-y-tecnolog-digitales-para-los-ods

Etiquetas: , , ,

¿Se pueden usar los OKR para salvar el planeta?

Publicado el 09 diciembre, 2019

Estamos viviendo una época en la que la conversación al respecto del cambio climático y la problemática ambiental, por ejemplo en relación la contaminación por plásticos, se está radicalizando y politizando tanto, que me parece preocupante que esto pueda producir un efecto contrario al deseado, provocando que la sociedad se acabe hartando de tanta polémica y abandonando el proceso de mejora que se había producido en muchos países en los últimos años. Con esto no quiero quitarle relevancia al problema del calentamiento global, solo digo que comienza a ser difícil diferenciar las noticias reales sobre el problema al que nos enfrentamos, de aquellas interesadas por generar alarma social y manipular la opinión pública.

Pero volviendo al mensaje constructivo que siempre hemos buscado en Futurizable, tenemos que ver cómo realmente en muchos países, especialmente en Europa, se están produciendo importantes avances para mejorar en los aspectos relacionados con el medio ambiente, por ejemplo en lo relativo a la transición energética hacia las fuentes de energía renovables o en el tema de los vehículos eléctricos que no para de crecer. En todo caso esto no quita para que debamos seguir mejorando cada vez más y sobre todo buscando la forma en la que los países menos desarrollados, o los menos concienciados con esta problemática, también inicien este proceso de mejora en lo relativo al respeto a la naturaleza y la reducción de la contaminación.

A este respecto todos podemos colaborar, ya sea a nivel particular en relación con el consumo de productos y las fuentes de energía que utilizamos, como en las empresas, especialmente aquellas que realizan actividades que tienen un mayor impacto sobre el entorno. Pero lo que ocurre es que muchas veces no sabemos realmente cómo proceder al respecto y por eso es importante que exista información de calidad, suficientemente contrastada y libre de intereses particulares.

Y aquí es donde OKR puede resultar de gran ayuda, especialmente si se apuesta por compartir de manera pública los Objetivos que las empresas se proponen y los Resultados Clave que indican cómo lo están logrando, algo a lo que va encaminada la iniciativa Objective.earth liderada por el emprendedor Hector Pérez, de la cual os vamos a hablar a continuación.

Objective.earth es un repositorio global de Objetivos relacionados con la sostenibilidad y el respeto al medio ambiente, que ofrece a organizaciones e individuos compartir sus OKR y encontrar sinergias al respecto. Por ejemplo, muchas organizaciones e individuos involucrados en la protección de los bosques podrían encontrar nuevas formas de colaborar y ayudarse mutuamente.

No solo las grandes organizaciones como Google tienen OKR corporativos, sino que cada departamento, equipo y empleado tiene sus propios OKR. Algunos de ellos se proponen de arriba hacia abajo, pero otros pueden ser también de abajo hacia arriba y horizontalmente. Esto significa que un empleado puede decidir, o proponer, establecer un OKR para ayudar a cualquier otro OKR de la organización. Algo similar podría ocurrir ahora gracias a esta iniciativa entre varias organizaciones, de forma que una persona de una organización podría establecer un OKR para ayudar a lograr un OKR de cualquier otra organización o persona, que esté relacionado con temas de sostenibilidad.

Objective.earth es una iniciativa dirigida a las personas preocupadas por el cambio climático, que además están dispuestas a hacer su aportación estableciendo sus propios objetivos. También a organizaciones que luchan contra el cambio climático y que no dependen en gran medida de las donaciones de sus seguidores. De esta manera, no solo compartirían algunos de sus objetivos, sino que también podrían promover la iniciativa entre sus audiencias, sin temor a que estos encuentren otras organizaciones para apoyar. Estas organizaciones pueden ser como las iniciadas por filántropos como la fundación de Bill y Melinda Gates, que ya usan OKR internamente, la fundación de DiCaprio o la de Al Gore.

También organizaciones como las Naciones Unidas podrían sacar un gran provecho de esta iniciativa de cara a lograr el Objetivo 13 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, se podría establecer como el principal OKR de la Tierra:

Objetivo: detener el cambio climático

Resultados clave 1: Limitar el aumento de la temperatura media global a 2°C por encima de los niveles preindustriales para 2050.
Resultado Clave 2: Las emisiones globales netas de CO2 deben caer en un 45% entre 2010 y 2030, y llegar a cero neto alrededor de 2050.
Resultado Clave 3: Movilizar 100 mil millones de dólares anuales globalmente para mitigar los efectos del cambio climático para el 2020.

De esta forma si más de nosotros usáramos OKR for Earth y los hiciéramos públicos, podríamos lograr que la Tierra fuese un lugar mejor. Como dijo el profesor del MIT Alex Pentland «El mayor problema del mundo no es el calentamiento global, no es la guerra, sino cómo podemos organizarnos entre nosotros para tomar buenas decisiones y llevarlas a cabo». Y creo que OKR for Earth podría ayudar a coordinarnos a todos.

A continuación compartimos algunos de los objetivos recopilados en el Listado colaborativo de Objective.earth para que puedan servirnos como ejemplo de cara a crear los OKR en el ámbito de la sostenibilidad en nuestras empresas:

  • La iniciativa Trillion Trees promovida por WCS, WWF y BirdLife se propone el objetivo de plantar o proteger 1 billón de árboles (trillón americano) para el 2050.
  • El gobierno de Alemania quiere reducir las emisiones de CO2 a un 55% de los niveles de 1990 para el 2030 y alcanzar la neutralidad en cuanto a emisiones de carbono para el año 2050.
  • La empresa Amazon se propone que el 80% de la energía que consume proceda de fuentes renovables para el 2024 y el 100% para el 2030.
  • Telefónica quiere reducir sus emisiones de CO2 que produce en un 30% para el 2020 y un 50% para el 2030 respecto a 2015.
  • La empresa Melia Hoteles busca reducir sus emisiones un 13% para el 2023 y un 51% para el 2035 respecto a 2018.
  • Ferrovial quiere reducir sus emisiones un 32% para el 2030 respecto a 2009.
  • Más ejemplos de empresas que se han propuesto reducir sus emisiones aquí.

Google como ejemplo de empresa comprometida con los objetivos ambientales y la sostenibilidad

Podemos estar más o menos de acuerdo con la forma en la que Google enfoca determinados aspectos en relación con su posición de dominancia en el mercado de los buscadores, navegadores, sistemas operativos móviles, correo electrónico, … (de lo cual no vamos a hablar aquí, aunque siempre pensaremos que es bueno que en una situación así, una mayor apertura y colaboración con otras empresas siempre puede resultar positiva) pero lo que está claro es que en lo relativo a aspectos ambientales en Google siempre han sido un referente al respecto de la preocupación por minimizar el impacto de su actividad. De hecho muchas veces he pensado que la empresa lo hace incluso con un fin egoísta, ya que debido a su gran crecimiento y las posibles problemáticas en relación con la generación de energía a través de combustibles fósiles, se podría llegar a un punto donde la actividad de la empresa se viese seriamente afectada.

Más allá de eso es bueno reconocer el esfuerzo que la empresa hace a la hora de basar su actividad en energías renovables, especialmente a la hora de alimentar sus centros de datos, pero también en otros aspectos que están muy bien reflejados a través de la web sustainability.google

En 2018 igualamos el 100% del consumo de electricidad de nuestras operaciones con compras de energía renovable por segundo año consecutivo.

De esta forma si nos fijamos en los informes publicados por la empresa en relación con los aspectos de sostenibilidad, observaremos cómo la obsesión que siempre ha tenido por todo lo relativo a las métricas, se refleja también en este ámbito, lo cual sin duda tiene también mucho que ver con los OKR en relación con la manera que se enfoca el tema de los Resultados Clave.

Para verlo mejor compartimos a continuación un ejemplo específico de OKR de Google relacionado con la sostenibilidad:

Objetivo: Diseñar productos y servicios en base a la economía circular, y reutilizar materiales que tengan un mayor valor ambiental y social.

Resultado Clave: el 100% de los productos Made by Google que se lancen en 2022, y cada año posterior, incluirán materiales reciclados, maximizando el contenido reciclado siempre que sea posible.

Que cunda el ejemplo

Sería fantástico ver que todas las empresas tienen entre sus prioridades el tema de la sostenibilidad, reduciendo el máximo posible impacto ambiental que produce su actividad y promoviendo entre sus trabajadores y clientes los hábitos adecuados que ayuden a mejorar la problemática ambiental.

En este sentido, y aunque no sea a través de los OKR, sí que comenzamos a ver algunos ejemplos de empresas que deciden asumir un compromiso en aspectos de sostenibilidad y respeto al medio ambiente. Uno de los casos más recientes a este respecto es MásMóvil, que expresa así sus prioridades en este ámbito:

Objetivo: eficiencia energética a través de la reducción del consumo eléctrico y de diferentes mejoras en su red fija y móvil, con infraestructuras eficientes que reducen las emisiones de CO2.

Objetivo: fomentar el consumo responsable y el reciclaje, incrementando la accesibilidad al reciclaje tanto en sus sedes como en sus puntos de venta.

Objetivo: concienciación social colaborando y llamando a la acción con causas para la integración de la diversidad, la reducción de las desigualdades y generando alianzas para la consecución de sus objetivos. Como cuarta área, y una de las grandes prioridades

Objetivo: compromiso con el bienestar del empleado, cuidando su salud física y mental e incorporando medidas de desarrollo sostenible y responsable que aumente su orgullo de pertenencia y el bienestar común en la empresa.

Cómo usar OKR para salvar el planeta

Aunque los OKR en sí mismos no tienen nada que ver con el tema de la sostenibilidad, el respeto al medio ambiente o la reversión del cambio climático, lo cierto es que puede ser una buena herramienta que nos ayude a conseguir los objetivos que nos podamos proponer al respecto. Aquí la clave estará en ver OKR como un sistema que facilita la consecución de los objetivos porque establece una serie de recomendaciones y procesos destinados a evitar los errores más habituales a la hora de ponernos a trabajar para conseguir nuestros objetivos. También el sistema OKR articula a través de los CFR un modelo de ayuda por parte de la organización para que los profesionales y los equipos tengan el apoyo necesario de cara a conseguir los objetivos que se hayan propuesto. De esta forma es a través de la colaboración y la transparencia, por lo que la gente trabajará más motivada y tendrá más facilidad para conseguir sus objetivos, lo cual redundará en beneficio de todo la organización y correspondientemente en este caso también a favor del medio ambiente.

Veamos a continuación algunas de las características que hacen que los OKR puedan resultar valiosos a la hora de afrontar el reto que tiene la humanidad de revertir la situación de deterioro del medio ambiente.

  1. Pasar de los Objetivos a Resultados Clave o pasar de las buenas intenciones a la acción. Por los ejemplos que hemos visto de empresas e instituciones que se han propuesto objetivos relacionados con la reducción del impacto que produce su actividad en el medio ambiente, parece claro que hace falta concretar mucho más la forma en la que se va a intervenir en el problema y la manera en la que se va a comprobar si el resultado de esa actuación les ha llevado al resultado esperado. Por esto en el sistema OKR se insiste en la necesidad de que los Objetivos sean accionables y medibles a través de los Resultados Clave, lo cual nos muestra realmente el trabajo necesario para lograr lo que nos proponemos. Esto quiere decir que gracias a este sistema se concretiza mucho mejor el plan que se quiere desarrollar y se evita el pensamiento difuso que suele imperar cuando se quieren lograr objetivos relevantes sobre los que no se tiene experiencia o en los que es difícil empezar a trabajar en el corto plazo.
  2. El corto plazo que propone OKR evita demorar más pasar a la acción frente a esta situación crítica, porque realmente se llevan mucho tiempo hablando del problema que podía suponer el calentamiento global y los distintos tipos de contaminación que hemos ido realizando en el medio ambiente, pero parece que hasta ahora no se ha comenzado a ver esto como un peligro sobre el que haya que intervenir de manera inmediata y certera. Por lo tanto la recomendación que se hace en el sistema OKR al ponernos objetivos en el corto plazo, hace que evitemos la parte mala de pensar a largo plazo, porque nadie realmente se pone a trabajar al verlo demasiado lejano y además los responsables de realizarlo no consideran que les pueda llegar a afectar. Pensemos por ejemplo en los cargos públicos que saben que solo estarán 4 u 8 años asumiendo determinada responsabilidad, poco les importa el resultado en el largo plazo si lo único que les puede mantener en su cargo son las acciones sobre las cuales haya una visibilidad en el corto plazo.
  3. La medición de los Resultados Clave en el corto plazo toma un papel muy importante frente a esa manera de pensar cortoplacista que pueden tener muchos gobernantes y directivos, que no ven cómo les puede afectar personalmente el poco interés o incluso la oposición que puedan tener a desarrollar políticas de reducción del impacto ambiental en sus organizaciones. Pero con los OKR se puede solucionar en parte esta problemática si realmente apostamos por un proceso de mejora continua en busca de la excelencia, lo cual no solo ayudará a reducir el impacto ambiental sino que también puede mejorar el negocio de las empresas y el servicio que ofrecen las instituciones a la sociedad. Esta buena costumbre que propone OKR de basar la estrategia en datos, podría resultar de gran valor si se convierte en un nuevo modelo frente al existente en el que las decisiones se toman, la mayoría de la veces, basadas en intuiciones, suposiciones o intereses particulares.
  4. Entonces en este nuevo modelo donde la toma decisiones se basa en los datos, si lo complementamos con la transparencia que propone OKR donde todos los Objetivos y Resultados Clave deben ser públicos podríamos obtener un sistema mucho mejor engrasado, donde toda la maquinaria que trabaja para resolver esta problemática funcionaría mucho mejor y reportaría mejores resultados. Por un lado las empresas e instituciones que se han puesto esos objetivos tendrían el respaldo de los datos que reflejan el progreso que están realizando y esto a su vez sería algo público que la sociedad podría contrastar, lo cual le serviría para apoyar a aquellos que realmente están obteniendo los resultados adecuados. Por ejemplo, si yo como ciudadano puedo saber qué empresas son las que mejores resultados están obteniendo a la hora de reducir sus emisiones, podría tomar decisiones de compra basadas en esos datos y no como ahora donde la decisión pasa por lo mucho o poco que me crea los eslóganes que ponen en su publicidad.
  5. Para afrontar una problemática tan delicada como la actual puede resultar muy valiosa la posibilidad propone OKR donde el sistema funciona en modo Bottom-Up, es decir que las iniciativas no tienen que surgir de los niveles más altos dentro de la organización, sino que cualquier persona pueda ponerse objetivos y que esto pueda ser considerados posteriormente por la organización dentro de su estrategia. Así en lo que se refiere a la problemática ambiental hemos visto a lo largo del tiempo cómo surgen iniciativas por parte de personas o pequeños colectivos, que gracias a una buena labor de comunicación acaban llegando a una parte importante de la sociedad. Lo que ocurriría en este caso es que se potenciaría esta situación al conocerse mucho mejor las estrategias que propone cada persona de cara a que otras muchas, o incluso las organizaciones en su conjunto puedan comenzar a utilizarlas.
  6. Si sumamos todas estas aportaciones que puede realizar el sistema OKR para resolver esta problemática lo que obtendremos es una nueva dinámica trabajo donde el componente de colaboración tomará una mayor relevancia, ya que al final lo que se acabará generando es una inercia que irá encaminada a reducir las actividades que resultan negativas para el medio ambiente y potenciar las que resulten positivas. Será una nueva forma de enfocar el problema, donde predominará una visión positiva basada en los datos que arrojan los buenos resultados y potenciada por la ilusión de todas aquellas personas que ven que sus acciones conllevan una recompensa, en este caso para salvar la naturaleza. Así podemos fijarnos por ejemplo en el resultado obtenido con el Protocolo de Montreal en el que gracias a la colaboración internacional y el esfuerzo de todos nosotros al reducir las emisiones contaminantes a la atmósfera, se logró revertir el deterioro de la capa de ozono, lo cual deberíamos replicar ahora por ejemplo en relación con la contaminación de los plásticos en el océano y por el exceso de C02 en la atmósfera.
  7. OKR es ideal para ayudarnos cuando nos proponemos grandes objetivos, porque tal y como ha sido diseñado, de forma que nos propone que los objetivos sean significativos y aspiracionales, organiza nuestra manera de enfocar el trabajo para conseguir nuestros objetivos de una forma más ambiciosa que otros sistemas de gestión de objetivos. De esta forma la experiencia de cómo OKR ha ayudado a Google a su crecimiento, como expone el propio Larry Page: Los OKR nos han ayudado a decuplicar nuestro crecimiento, y mucho más que eso; nos han ayudado a conseguir que aquella atrevidísima misión de empresa de «organizar toda la información del mundo» sea alcanzable, podríamos pensar en extrapolarla también al gran reto que supone revertir la situación de deterioro del medio ambiente y emprender un nuevo modelo de relación de la humanidad con el planeta.

Sería fantástico ver que gracias a iniciativas como Objective.earth y la aplicación de los OKR, entre todos podemos trabajar de manera colaborativa para mejorar la problemática ambiental en la que nos encontramos, lo cual sería un indicativo de que la mentalidad de la sociedad va mejorando.

 

 

Etiquetas: , ,

Volvamos a la senda del ahorro de energía

Publicado el 25 octubre, 2018

ahorro de energía

Resulta curioso ver cómo con el tiempo y quizás también según hemos ido saliendo de la crisis económica, el interés por el ahorro de energía se ha ido reduciendo, frente a un relativo mantenimiento del interés por lo que tiene que ver con las energías renovables.

El pasado 21 de octubre se celebraba el Día Mundial del Ahorro de Energía y los medios de comunicación aprovechaban la fecha para compartir multitud de noticias sobre la importancia de evitar el despilfarro de energía o con consejos para reducir el consumo energético en el hogar, en el transporte y en el trabajo. Se trata de una buena noticia, ya que la concienciación sigue siendo fundamental si queremos revertir el proceso de cambio climático, no solo en relación con el consumo de energía, sino también en lo relativo a la contaminación que lleva consigo.

También es una gran noticia que por fin en España se haya derogado el impuesto al sol, que penalizaba el autoconsumo de energía para aquellos hogares con capacidad para generarla, pero que se veían obligados a seguir pagando por el uso de la infraestructura eléctrica aunque no la utilizasen. Esta iniciativa se enmarca dentro de las medidas de fomento al autoconsumo que aprobó el Parlamento Europeo en el mes de enero y que incluyen elevar el objetivo de energías renovables para la Unión Europea hasta el 35%, frente al límite del 27% que estaba fijado hasta entonces. Estamos ante un esfuerzo de Europa para cumplir con los compromisos adquiridos en el Acuerdo de París, que persigue impulsar y garantizar que los los usuarios tengan derecho a convertirse en autoconsumidores de energías renovables.

Otro hecho que podemos celebrar es que ya no son solo las instituciones públicas, los medios de comunicación y la opinión pública quienes se preocupan por este tema, sino que las empresas también comienzan a ver la importancia de concienciar a sus clientes sobre el ahorro de energía, hasta el punto de que esa mentalidad ecológica que promulgan algunas empresas puede llegar a calar también a nivel de hábitos personales en la sociedad. Un ejemplo de este fenómeno es una nota de prensa de Junkers, a través de la cual supimos que esta empresa propone a sus clientes una serie de medidas para aplicar las últimas tendencias en conectividad y transformación digital en el ahorro de la climatización de sus viviendas. Compartimos a continuación estos consejos, un reflejo de cómo una empresa puede realizar una labor de concienciación que redunde en el beneficio de toda la sociedad:

Junkers recomienda a los usuarios que analicen sus necesidades dependiendo de su tipo de hogar y opten por soluciones de calderas combinables con controladores modulantes, que a su vez permitan regular el funcionamiento del sistema de forma remota a través de smartphones. A través de esta acción se puede optimizar el uso de recursos energéticos:

  1. Regular la temperatura, grado a grado, para ajustarla de la manera más precisa a las condiciones ambientales o las necesidades de cada usuario.
  2. Si se mantiene una rutina de entradas y salidas del hogar más o menos fija, se aconseja usar la opción de programación diaria o semanal del controlador inalámbrico, de manera que la caldera trabaje automáticamente para obtener la temperatura adecuada en el momento preciso, evitando así un gasto energético innecesario.
  3. Alcanzar el máximo confort de manera eficiente también es posible activando el detector de presencia del controlador. Así se puede configurar un confort personalizado automático para cuando haya gente en el hogar.
  4. Llevar un registro histórico del consumo también se traduce, a la larga, en un uso más eficiente, ya que los controladores digitales y conectados almacenan y codifican los datos del tipo de uso y del consumo energético. También facilitan al usuario su consulta a través de la app, lo que permite hacer comparativas y consultar información que pueda emplearse luego para aprender comportamientos, repetirlos o cambiarlos por otros buscando el ahorro energético.
  5. Utilizar de manera cotidiana el controlador mediante la app para optimizar el uso de la caldera también puede ahorrar, ya que este tipo de reguladores tienen una función que le permite aprender del comportamiento del usuario. Esto se traduce en la automatización de funciones programadas, que pueden optimizar el consumo de energía.

Como podéis imaginar, si todas las empresas pusieran el mismo énfasis en concienciar a sus clientes sobre el consumo responsable de energía, sin duda todos saldríamos beneficiados de estos cambios de hábitos en productos como coches, electrodomésticos o la iluminación. Hasta que cunda el ejemplo entre muchas más empresas lo que nosotros nos proponemos con este artículo es dar a conocer una serie de iniciativas que se suman a este objetivo de fomentar el ahorro de energía.

Fomento de la construcción de Edificios de Energía Casi Nula

Los EECN (Edificios de Energía Casi Nula) han sido definidos por la Directiva Europea 2002/91/CE como aquellos edificios con un nivel de eficiencia energética muy alto, en los que la cantidad casi nula o muy baja de energía requerida debería estar cubierta, en muy amplia medida, por energía procedente de fuentes renovables, incluida energía procedente de fuentes renovables producida in situ o en el entorno cercano. Esta directiva establece las siguientes medidas para el ahorro de energía:

  • La obligación de realizar acciones concretas en esta línea en edificios que aún no ahorran energía.
  • Contemplar las condiciones climáticas del entorno del edificio a la hora de diseñarlo, con el fin de aprovechar el mismo de forma eficiente.
  • Perseguir un equilibrio entre las inversiones realizadas y los costes ahorrados a lo largo del ciclo de vida del edificio.

El concepto de EECN es compatible con diversos materiales de construcción y estilos arquitectónicos y persigue objetivos concretos, como la limitación de la demanda de energía a 15 Kwh/m2a para la calefacción y a 15 Kwh/m2a para la refrigeración, así como que la energía primaria total demandada por el edificio no supere los 120 Kwh/m2a. El objetivo de las autoridades europeas es que todos los nuevos edificios que se construyan a partir del 31 de diciembre de 2020 deberán tener un consumo de energía casi nulo.

Por lo tanto, si tenemos en cuenta que el sector de la construcción es uno de los que más influyen a nivel del consumo energético, estamos ante una iniciativa muy relevante en la línea de mejorar la situación ambiental, al menos a nivel europeo.

Los nuevos edificios que se construyan a partir del 31 de diciembre de 2020 deberán tener un consumo de energía casi nulo.

Madrid recicla la energía de los trenes del Metro

Una noticia muy interesante sobre la mejora de la eficiencia de las infraestructuras públicas es la reciente iniciativa de Metro de Madrid para aprovechar la energía que liberan los trenes al frenar, que puede ser aprovechada para otros elementos dentro de las mismas instalaciones, como la iluminación, la calefacción o las escaleras mecánicas. Para su funcionamiento se utiliza un sistema denominado células reversibles, que ya ha sido probado en la subestación de Campo de las Naciones y que se va a extender a 5 nuevas estaciones. Para ello se va realizar una inversión de 1,2 millones de euros que está previsto amortizar en 6 años. En cada subestación se ahorrarán 650 MWh anuales, una cantidad comparable con el consumo de mil hogares en ese tiempo.

Primeros experimentos para construir Carreteras Solares

¿Te imaginas cómo podría ser un mundo en el que los millones de kilómetros ocupados por carreteras, además de servir para circular los coches, pudiesen tener otras utilidades? A modo de ejemplo, a lo largo de la historia se han utilizado para desplegar otro tipo de infraestructuras. como las relativas a las telecomunicaciones. Ahora se empieza a pensar en un modelo en el que la superficie de la calzada pueda ser utilizada para generar energía eléctrica por medio de paneles solares. También se ha pensado y trabajado en la posibilidad de usar la energía cinética de los propios vehículos para generar energía que pueda ser consumida en las propias carreteras para iluminación o en otras infraestructuras cercanas. Pero donde quizás pueda haber más recorrido es en el tema de la energía solar: al igual que se trabaja en convertir los tejados y la ventanas de los edificios en superficies para la generación de energía fotovoltaica, la superficie de las carreteras también podría cumplir la misma función.

SolarRoadways es una de las iniciativas más relevantes en el desarrollo de esta tecnología. Se trata de una empresa que logró más de 2 millones de dólares a través de una campaña de crowdfunding en la plataforma Indiegogo y que cuenta con un prototipo de su carretera solar de 13,9 metros cuadrados. En los seis meses de funcionamiento ha generado 52.397 kWh, mucho menos de lo que estaba previsto, por lo que vemos que se trata de una tecnología que aún tiene mucho que mejorar. Sin embargo, es tanto el recorrido que tiene por delante que vale la pena seguir trabajando en ello. Algo que también están haciendo en China, concretamente en la ciudad de Jinan, donde se ha instalado la segunda carretera solar del país, con una extensión de 2 kilómetros, frente a los 660 metros de su predecesora.

En China se ha instalado una carretera solar con una extensión de 2 kilómetros.

Las carreteras solares también son interesante por la posibilidad de que puedan servir para llevar a cabo la carga inductiva de los vehículos eléctricos, pero aún es un tema prematuro, por lo que lo comentaremos aquí cuando la tecnología esté más avanzada.

La web que funciona con energía solar

Low Tech Magazine es un experimento muy curioso que refleja muy bien la importancia de buscar modelos de funcionamiento para las infraestructuras actuales que puedan funcionar de una forma más eficiente, o que lo sigan haciendo en el caso de que surjan distintos problemas a nivel de suministro energético. Puede ser el caso, por ejemplo, de una catástrofe, de una crisis a nivel energético o si nos encontramos en algún lugar del mundo con limitaciones en el acceso a las fuentes de energía.

Se trata de un sitio web que funciona en un servidor alimentado exclusivamente por un par de paneles solares y donde todo ha sido diseñado buscando la máxima eficiencia, de manera que se pueda asegurar que la web está visible online el mayor tiempo posible. Sus creadores Kris De Decker, Roel Roscam y Marie Otsuka han logrado que la web permanezca online el 90% del tiempo, aprovechando al máximo el consumo de energía que requiere su operación, gracias a la optimización de las imágenes y el resto de contenidos que contiene la web.

Low Tech Magazine es además un buen sitio para informarse y profundizar en nuevos modelos de funcionamiento de la tecnología más eficientes.

Emprendedores que apuestan por el ahorro de energía

Las startups que desarrollan nuevos modelos de negocio en el ámbito energético van a jugar un papel muy relevante a la hora de llevarnos a formas de funcionamiento más sostenibles en muchos ámbitos de la vida. Aquí tenemos que tener en cuenta que para que una startup pueda resultar competitiva en muchos mercados que ya pueden estar saturados, una de sus principales bazas es la búsqueda de la eficiencia y la optimización de recursos. Pensemos, por ejemplo, en el gran éxito del modelo de negocio de Blablacar, donde se optimiza el transporte por carretera para reducir el número de vehículos en circulación. Si antes en un vehículo viajaba una persona, ahora pueden hacerlo varias que se han puesto de acuerdo, a través de una app, para compartir el viaje.

A continuación vamos a conocer algunas de estas startups que trabajan en el ahorro de la energía y la eficiencia energética:

Esco Eficiencia Energética se dedica a ofrecer soluciones para ayudar a pymes y comunidades a gestionar de forma eficiente la energía, con el objetivo de que se reduzca el coste, se consuma menos energía y aquella energía que se consuma sea más respetuosa con el medioambiente. Sus máximas están orientadas a desarrollar y ofrecer soluciones destinadas a aprovechar los recursos energéticos de forma más eficiente y sostenible. Las propuestas que ofrecen dependen del análisis y la interpretación de los datos energéticos recopilados a través de herramientas de monitorización y softwares. Estas analizan, evalúan y diagnostican las deficiencias en el consumo de equipos e instalaciones, permitiendo ofrecer al consumidor final soluciones integrales dotadas de valores con un alto contenido de responsabilidad social y medioambiental.

Solar Nub pretende revolucionar la forma de comprar, vender, financiar, invertir y buscar información relevante para todas las empresas que participan en la industria solar. Para ello han creado la primera plataforma transaccional para las empresas de la industria solar y se posicionan como el proveedor de soluciones de referencia a nivel global para más de 40.000 empresas solares a nivel mundial, promoviendo una nueva forma de trabajar dentro de esta creciente industria. Su objetivo es resolver el problema de la fragmentación, facilitando y simplificando la interacción de las empresas con el mercado solar y asistiéndolas para encontrar e implementar la solución más adecuada para sus necesidades en cada momento.

Tecnoturbines es una empresa de desarrollo de turbinas hidráulicas que está presente en todo el ciclo de vida del proyecto. Su misión es la de impulsar el progreso mediante la reducción de costes energéticos y el suministro de energía eléctrica en ubicaciones remotas en los sectores de la industria relacionados con el agua. Han desarrollado una tecnología que permite el uso de bombas como turbinas, aprovechando la economía de escala que ofrece un mercado maduro como el de las bombas de impulsión y, a su vez, ofrece una gran cobertura de casuística hidráulica que permite cubrir la gran mayoría de rangos de funcionamiento que se dan en las redes de agua. La instalación se realiza sobre la propia tubería existente y el mantenimiento es el mismo que el de una bomba de impulsión convencional. Con todo ello se logra reducir tanto la inversión inicial en equipos e instalación, como en mantenimiento, consiguiendo así que una instalación de baja potencia sea autosostenible económicamente.

Proyecto Terra es una startup que propone un innovador sistema de financiación, propiedad y gestión de paneles solares para impulsar esta fuente de energía en México. Para ello ofrecen un sistema de financiación único, que opera como una cartera de inversiones para empresas y particulares que desean adquirir paneles solares. Proyecto Terra no posee los paneles solares, solo se limita a instalarlos y gestionarlos. Tampoco los propietarios de los tejados en los que se instalan los paneles son sus dueños ni tienen que hacerse cargo de su mantenimiento, sino que únicamente se benefician de la electricidad que generan a un precio reducido. frente al que ofrecen las compañías tradicionales. El excedente de energía que se produce es vendido a través de la red eléctrica a las empresas que financian la instalación. El sistema desarrollado permite a los propietarios de los hogares reducir el gasto en energía y a los inversores una nueva fuente de rentabilidad a través de las instalaciones fotovoltaicas.

Como habéis podido comprobar, son muchas las iniciativas que buscan mejorar la problemática energética y la contaminación. Vale la pena seguir trabajando para apoyar a estas iniciativas y entre todos encontrar modelos de funcionamiento más sostenibles en nuestra vida y en el trabajo. El Día Mundial del Ahorro de Energía es un buen momento para pensar en ello y para que cada uno de nosotros nos comprometamos a mejorar nuestro consumo.

Etiquetas: ,

Smart Cities for Smart People

Publicado el 01 diciembre, 2017

La empresa tecnológica Cisco acaba de anunciar que tiene previsto invertir 1.000 millones de dólares con el objetivo de ayudar a las ciudades de todo el mundo a adoptar tecnologías que conforman las Smart Cities, de forma más rápida, sencilla y económica. La inversión se canalizará a través de Cisco Capital en colaboración con la compañía de capital privado Digital Alpha Advisors y los inversores de fondos de pensiones APG Asset Management y Whitehelm Capital. A través de este programa se quiere ayudar a las ciudades a adoptar las herramientas de financiación más adecuadas para implementar tecnologías de última generación con la mínima inversión inicial, en actividades como puede ser la reducción del consumo energético, la optimización del tráfico y la gestión de aparcamientos o el transporte público. Sigue leyendo -> Smart Cities for Smart People

Etiquetas:

La caja de herramientas con la que vamos a construir el futuro

Publicado el 28 mayo, 2017

Es interesante reflexionar sobre cómo ha evolucionado la tecnología gracias al uso de herramientas creadas por el hombre. Desde las primeras hachas de piedra utilizadas en la prehistoria, hasta los sofisticados robots con los que contamos en la actualidad. Si no hubiese sido por esas primeras personas que decidieron usar instrumentos para mejorar en sus actividades o un elemento natural como el fuego en su propio beneficio, la humanidad no habría evolucionado hasta la situación actual. Del mismo modo ha sucedido con invenciones como la imprenta y la máquina de vapor, que han ayudado a la humanidad a evolucionar hasta el nivel de sofisticación actual, que se sustenta sobre tecnologías más modernas como la computación y las telecomunicaciones. De esta forma cada tecnología de la que ahora disponemos, se sustenta a su vez en otras tecnologías anteriores, cada una de las cuales ha permitido resolver las distintas dificultades que iban apareciendo para el desarrollo de las nuevas innovaciones. De esta forma sería difícil imaginarse cómo podría haber sido la informática que todos conocemos si anteriormente no hubieran existido otras tecnologías como la imprenta, la máquina de escribir o la calculadora, entre otras muchas de las que ha ido tomando inspiración hasta su desarrollo actual. Sigue leyendo -> La caja de herramientas con la que vamos a construir el futuro

Etiquetas: , ,

Las tecnologías más relevantes para el futuro de la humanidad

Publicado el 20 enero, 2017

Si el siglo XX estuvo marcado por tecnologías como las telecomunicaciones y la informática, en el siglo XXI, gracias a invenciones como Internet, estamos ampliando significativamente el rango de posibilidades al respecto de cómo la tecnología se integra en nuestras vidas, hasta el punto de convertirnos en una especie evolucionada de los seres humanos. Cuando cada vez haya más personas que se propongan una integración de la tecnología dentro de su cuerpo, para convertirse en cyborgs o cuando muchas personas decidan dejar de habitar en la Tierra, para explorar el espacio, el género humano habrá dado un nuevo salto en su evolución, que le llevará a afrontar retos y buscar oportunidades, que hasta ahora tan sólo formaban parte de la ciencia ficción. Los sueños de los autores futuristas comienzan a hacerse realidad en el momento en el que muchas tecnologías se vuelven exponenciales, saliendo del laboratorio para comenzar a aplicarse en todo tipo de situaciones de nuestra vida cotidiana. De esta forma las tecnologías que hasta hace poco estaban restringidas al ámbito científico, espacial o militar, llegan ahora a nuestras vidas con aplicaciones tan concretas como el uso de nanotecnología para crear productos que repelen el agua en los limpiaparabrisas de los coches o el uso de robots y drones para el reparto de productos a domicilio. Sigue leyendo -> Las tecnologías más relevantes para el futuro de la humanidad

Etiquetas: , ,

Ya está todo inventado

Publicado el 25 noviembre, 2016

Cuenta una leyenda urbana, que en el año 1899 el director de la Oficina de Patentes de los Estados Unidos dimitió de su cargo y recomendó cerrar dicha oficina, porque pensaba que todo lo que podía ser inventado ya estaba inventado. Es probable que esta historia sea únicamente una buena forma de representar a todos aquellos que en algún momento han menospreciado la capacidad de innovación del ser humano, o de los que incluso deciden no apoyar las nuevas invenciones porque consideran que no son beneficiosas para la humanidad.

En Futurizable cada semana damos a conocer un buen número de iniciativas tecnológicas que están ayudando a resolver los grandes problemas que tiene nuestro mundo y en esta ocasión vamos a mostrar aquellos inventos más novedosos que se están introduciendo en los principales sectores de la economía:  Sigue leyendo -> Ya está todo inventado

Etiquetas: ,

  • Libro Futurizable

    Libro Futurizable

    Si eres un profesional dedicado a la innovación o estás interesado en la tecnología que está por llegar, hazte con un ejemplar de Futurizable. En este libro, Javier Martín presenta las principales tecnologías exponenciales que van a tener gran impacto en la sociedad en los próximos años.

    Comprar