industria 4.0 archivos - Futurizable | Sngular
Enlaces rápidos
  • Blockchain
  • Big Data
  • Educación
  • Robótica
  • Espacio

Currently Viewing Posts Tagged industria 4.0

La bolsa ya estaba loca

Publicado el 04 febrero, 2021

Las Redes Sociales nos han traído muchas cosas buenas y sin duda también bastantes malas. Entre las buenas podemos hablar de habernos acercado virtualmente a muchos familiares y amigos, de los que estábamos alejados físicamente. Y entre las malas no debemos olvidar toda la crispación que se produce en relación con todo tipo de temas y cómo esto puede afectar psicológicamente a aquellas personas que se dejan llevar por las dinámicas que se generan. Pero este punto incluso puede tener su parte positiva, si eres capaz de abstraerte de ello para que no te afecte, ya que puede servir para reflexionar al respecto de cómo piensa la gente, cuáles son sus criterios y su forma de razonar.

Por ejemplo, durante esta semana se ha estado hablando del caso de la empresa Gamestop, cuya acción en bolsa se ha revalorizado a lo largo de este mes de enero desde 18 dólares a 336 dólares, lo cual ha sucedido supuestamente por la manipulación realizada a través de un foro de la red social Reddit. Esta situación ha llevado a mucha gente en las redes sociales a lanzar todo tipo de opiniones crispadas al respecto de cómo estos aficionados a los videojuegos y la bolsa querían hundir los mercados y acabar con la economía tal y como la conocemos. Lo cual no tiene para nada por qué ser así, pero sí que nos da juego para reflexionar un poco al respecto de cómo funcionan los mercados y por qué ocurren situaciones como esta.

Aquí no vamos a entrar a explicar lo que ha ocurrido con Gamestop, ni siquiera sobre cómo funciona «ponerse corto» en los mercados bursátiles, porque nos parece demasiado complejo de entender y explicar, pero sí que queremos mostrar que este caso es tan solo uno entre muchos, pero más llamativo por cómo se ha producido, al margen de los medios de comunicación y otros círculos tradicionales de influencia, perjudicando a los que normalmente suelen salir más beneficiados por circunstancias como esta. En todo caso, si quieres saber más al respecto puedes leer por ejemplo este hilo de Twitter, aunque si no estás acostumbrado a la terminología bursátil y conceptos como «ponerse corto» puede ser bastante difícil de entender.

Pero lo importante en nuestra opinión no es lo sucedido en Gamestop, sino ver en conjunto lo que está sucediendo en los últimos años en la bolsa con las empresas tecnológicas y el poder que pueden a llegar a tener los nuevos influencers a través de redes sociales, al respecto de marcar tendencia. Como ha ocurrido en este caso al «trolear» a los fondos de inversión, que tienen la mala costumbre de «ponerse cortos» cuando consideran que una empresa puede llegar a quebrar, algo que por mucho que lo permita la ley, no nos parece positivo considerando que detrás de las empresas hay personas que se ganan la vida con ello y clientes que siguen interesados en usar los servicios prestados por la empresa.

Pero qué duda cabe que vivimos en un momento de euforia en los mercados, lo cual implica que estas situaciones se amplifiquen enormemente, un momento en el que podría aplicarse perfectamente la frase atribuida a Rockefeller “Cuando mi limpiabotas invierte en Bolsa yo lo vendo todo». Aunque de lo que sí que tenemos muchas dudas es al respecto de si la euforia durará mucho, de si la crisis económica que está provocando la pandemia del coronavirus volverá a afectar a los mercados, como lo hizo hace un año, o si la gran transformación que está provocando la digitalización de la economía seguirá impulsando el crecimiento de las empresas tecnológicas como Zoom, que durante el año 2020 llegó a multiplicar su valor casi por 10.

Put your money where your mouth is

Y tras esta extraña introducción, llega el momento de aportar valor, al menos de compartir algunas ideas que pueden resultar de mayor utilidad que las anécdotas que acabamos de comentar. De hecho de lo que queríamos hablaros hoy es de informe Big Ideas Report 2021 publicado por el fondo de inversión ARK Invest, que está lleno de ideas super interesantes, no solo de cara a la inversión en empresas tecnológicas, algo que a la mayoría de nuestros lectores probablemente no les interese, sino sobre todo de cara a descubrir qué tecnologías pueden llegar a tener mayor recorrido en los próximos años. Porque no cabe duda de que los mercados bursátiles sirven para anticipar tendencias, por eso las crisis económicas afectan primero a la cotización bursátil y cuando todo el mundo empieza a sentir en sus bolsillos las consecuencias de la crisis, ocurre que la bolsa no para de subir.

Por ver un ejemplo de cómo el informe de ARK Invest puede ayudarnos a entender la relevancia que van a tener determinadas tecnologías en los próximos años podemos fijarnos en el punto 12, dedicado a la impresión 3D, aunque podríamos fijarnos también en los puntos 13, 14 y 15 dedicado a la terapia génica y echar un vistazo a la cotización de las acciones de las empresas que desarrollan la tecnología CRISPR-Cas9, de las cuales hablamos aquí en 2017, para comprobar cómo el valor de esas empresas es un reflejo de la relevancia que va a tener en el futuro la tecnología a la que se dedican.

Y volviendo a la impresión 3D, en ARK Invest han creado un ETF (una especie de fondo de inversión) que busca brindar una exposición específica a las empresas del ecosistema de impresión 3D, incluido el hardware, el software, la medición y los materiales de impresión 3D, con la visión de que la impresión 3D debería transformar la fabricación al proporcionar una mayor complejidad, precisión, eficiencia y personalización del diseño. Un ETF en el que encontramos empresas como Protolabs, que se dedica a la fabricación rápida de piezas personalizadas impresas en 3D, mecanizadas por CNC, de chapa y moldeadas por inyección para la creación de prototipos y la producción a corto plazo. Empresa que en el último año ha duplicado su valor en bolsa y es un claro ejemplo de la relevancia que está tomando esta disciplina tecnológica en el marco de la industria 4.0.

Otro sector en el que ARK Invest ha puesto su punto de mira es el de la exploración espacial, que aunque ahora se encuentre prácticamente limitado al lanzamiento de satélites, promete en el próximos años convertirse en uno de los sectores emergentes con mayor proyección. Lo malo es que actualmente apenas existen empresas de exploración espacial cotizadas en bolsa, por lo que los inversores interesados en participar de este sector, no tienen posibilidad de formar parte de los posibles beneficios futuros que tengan estas empresas, cuando los viajes espaciales y otro tipo de actividades fuera de nuestro planeta se conviertan en una realidad.

La duda es, ¿cuándo podremos los inversores particulares participar en empresas del sector aeroespacial? porque por ejemplo en España, tenemos una empresa pionera en la fabricación de cohetes de nueva generación llamada PLD Space, que está participada por fondos de capital riesgo como Caixa Capital Risc, JME Ventures, Arcano y GMV, pero donde un particular no tiene opciones de invertir. Del mismo modo ocurre con SpaceX o Blue Origin, que son las dos principales empresas del sector denominado New Space, del que llevamos hablando desde 2016 en Futurizable y del que estamos convencidos tendrá un gran desarrollo en los próximos años, no solo como actividad empresarial y científica, sino también a nivel de inversión.

Y para terminar con estos sectores que podríamos enmarcar en el concepto Deep Tech, vamos a fijarnos en la computación cuántica, a la que dedicamos un artículo hace un año, hablando de las principales empresas que trabajan en este ámbito, como son D-Wave, Riggeti, IonQ y Zapata, de las cuales ninguna cotiza aún en bolsa y por lo tanto, como ocurre con el sector New Space, los inversores particulares aún no podemos participar, por mucho que veamos que se trata de una tecnología que va a tener un impacto enorme en el futuro y nos gustaría formar parte de ello.

El auge del Equity Crowdfunding

Ante esta dificultad para invertir en las empresas más innovadoras del momento, el equity crowdfunding se está mostrando como una buena alternativa, no solo para los que ya participaban en startups como business angel, sino también para cualquier pequeño inversor que quiera formar parte de la aventura empresarial que supone el desarrollo de nuevos negocios basados en tecnologías como la ciberseguridad, la genómica, los drones, el eHealth o blockchain, entre otros muchos.

A este respecto podemos fijarnos por ejemplo en dos startups del ámbito de la medicina, que buscan financiación en plataformas de crowdfunding de inversión, como son Memic en Ourcrowd y Freehand en Crowdcube. Ambas empresas han desarrollado robots para ser usados en cirugía y podrían seguir los pasos, en lo que a éxito económico se refiere, de empresas como Intuitive Surgical, que desde que comenzó a cotizar en el Nasdaq en 2016 ha multiplicado por cuatro el valor de su acción.

Y aunque aquí no estamos haciendo un llamamiento a que la gente se dedique ahora a invertir en bolsa en empresas tecnológicas, sí que queremos representar que el valor que están llegando a tener estas empresas, refleja de alguna forma el impacto que las tecnologías que desarrollan va a tener a nivel social y económico. Por lo tanto, deberíamos considerar participar de alguna forma en esta gran tendencia, ya sea sacando provecho a las tecnologías disponibles para mejorar los modelos de negocio de nuestras empresas o invirtiendo en innovación, ya que está claro que el mercado, al menos en estos momentos, está sabiendo apreciar el valor que esto aporta a la economía.

Algunas ideas para empezar a invertir

No os preocupéis que no vamos a convertir Futurizable en un medio de información sobre inversiones y finanzas, pero entre tantos contenidos dedicados a la innovación y la tecnología, tampoco está de más incluir alguno en el que hablemos de temas relacionados, como puede ser en este caso lo relativo a la inversión en empresas tecnológicas.

Por otro lado decir que todo lo que estamos publicando hoy aquí son meramente ideas que hemos ido elaborando con el tiempo, leyendo mucho y observando lo que está ocurriendo en los mercados, pero que no somos expertos en temas de inversión y por lo tanto no se trata de consejos, sino de ideas que parecen tener bastante sentido.

Hecha esta aclaración y para terminar con este artículo, compartimos a continuación algunas de estas ideas a tener en cuenta si estás pensando invertir en empresas de tecnología:

  1. Nunca inviertas dinero que puedes necesitar en el corto o medio plazo: esto deberíamos grabárnoslo a fuego, porque invertir siempre tiene riesgo, por muy segura que parezca la empresa o mercado en el que vamos a invertir. Por lo tanto el dinero que vamos a necesitar en el día a día o a medio plazo, para por ejemplo cambiar de coche o arreglar el que ya tenemos, mejor que se quede en el banco, que ahí sí que está relativamente seguro.
  2. Invierte si tienes dinero que no vas a necesitar en el corto o medio plazo: igual que es un riesgo invertir el dinero que vas a necesitar en el corto o medio plazo, también es un riesgo no invertir si tienes dinero que no vas a necesitar en el corto o medio plazo. Esto es debido a la inflación, que hace que nuestro dinero pierda valor a lo largo del tiempo y por lo tanto para mantener ese valor solo tenemos la opción de invertirlo en un activo que pueda revalorizarse en el largo plazo.
  3. Nunca inviertas pensando el corto plazo: si una cosa está clara, es que resulta imposible saber si un mercado o una acción va a subir o bajar en el corto plazo. Por lo tanto invertir a corto plazo es como ir al casino, algunos se arriesgan con el trading, pero la mayoría pierden dinero, igual que los que van al casino. Lo que sí que funciona es invertir en el largo plazo, siguiendo una tendencia del mercado o de una acción y eso es lo que tenemos que intentar encontrar.
  4. Cuidado con las comisiones: invertir en el corto plazo no solo es arriesgado por la volatilidad, sino que las comisiones, que tenemos que pagar cada vez que compramos o vendemos acciones, también penalizan mucho nuestras rentabilidades. Por lo tanto invertir a largo plazo minimiza este problema al pagar menos comisiones, ya que estamos realizando menos operaciones de compra-venta y no tendemos el coste que implica dicha gestión.
  5. Nunca inviertas a crédito: invertir en bolsa es muy arriesgado, porque incluso empresas que parecen muy seguras, como puede ser un banco, pueden llegar a quebrar y que su valor sea cero. Por esto sería una locura añadirle otros riesgos como invertir el dinero que no tenemos, por ejemplo pidiendo un crédito para invertir o comprando acciones a crédito, como se hace cuando te pones corto.
  6. No inviertas en momentos de euforia: tal y como explicamos hace poco por aquí, en la vida deberíamos desarrollar una actitud de optimista contrario, lo que implica no dejarnos influir por modas o por opiniones interesadas de los demás sino desarrollar nuestro propio criterio fruto de la reflexión y el estudio. Por lo tanto un optimista contrario no invierte en momentos de euforia, porque sabe que es cuando los grandes inversores aprovechan para tomar beneficios.
  7. El último dólar que se lo lleve otro: un buen criterio a desarrollar a la hora de invertir, es vender cuando pensamos que ya hemos ganado suficiente. Lo malo es que la avaricia o el sesgo de aversión a la pérdida, no nos dejan vender cuando estamos viendo que la bolsa o la acción sigue subiendo. Pero como es imposible saber cuándo dejará de subir para empezar a bajar, mejor vender cuando suba, aunque perdamos un posible beneficio, que cuando baje, porque será demasiado tarde.
  8. Aprovecha el poder del interés compuesto: si vendemos nuestras acciones de una empresa cuando ya hemos ganado suficiente y volvemos a invertir en otra empresa, siguiendo nuestros criterios de inversión y nuestra visión al respecto de empresas que pueden tener un buen desarrollo futuro, estaremos aprovechando el interés compuesto, al invertir más capital de lo que invertimos en la primera ocasión. Por lo tanto en la segunda inversión, aunque la revalorización de la acción fuese la misma, el beneficio sería mucho mayor al haber aumentado el capital invertido.
  9. Cuidado con el sesgo del coste hundido: del mismo modo que debemos vender cuando ya hemos ganado suficiente, no debemos caer en la trampa de no vender si ya hemos perdido suficiente. Esto es difícil de hacer, pero no debemos tener miedo a perder si sabemos que va a ser muy difícil recuperar todo el capital invertido, cuando somos conscientes de que nos hemos equivocado. Entonces mejor recuperar algo del dinero invertido y volver a empezar con una nueva tesis de inversión. Para facilitar este proceso de decisión y reducir las posibles pérdidas se suelen usar los denominados stop loss.
  10. Put your money where your mouth is: seguro que has oído la máxima de Warren Buffet al respecto de que solo invierte en aquellas empresas que puede entender a qué se dedican y por eso no invierte en empresas de tecnologías, que no puede comprender. En nuestro caso lo que pensamos es que si precisamente nos dedicamos a la innovación y la tecnología, la oportunidad la tenemos en entender el posible gran impacto futuro de tecnologías como el deep learning, la genómica y la proteómica, la nanotecnología, la neurotecnología o la computación cuántica, entre otras.
  11. Considera otras formas de inversión: para invertir en bolsa no siempre es necesario comprar acciones directamente, de hecho en los últimos años se ha popularizado una forma de inversión denominada indexada, que consiste en invertir en la bolsa en su conjunto, no en acciones particulares. En concreto se invierte en índices, como puede ser el S&P 500, ya que se ha comprobado que si nos fijamos en el largo plazo, la bolsa siempre acaba subiendo, ya que es un reflejo de la economía y por lo tanto es una buena forma de invertir sin tener que tomar decisiones particulares sobre determinadas empresas.
  12. Invierte éticamente: por suerte cada vez más inversores tienen en cuenta los aspectos éticos a la hora de invertir o desarrollar negocios, y mejor aún, las personas también estamos empezando a hacerlo a la hora de consumir, por lo tanto allá donde haya un negocio que tenga en cuenta los valores humanos puede haber también una buena oportunidad para invertir. Es por esto que se están poniendo en marcha startups como Clarity, que utiliza la inteligencia artificial para calcular el impacto social positivo que tienen las empresas en su entorno.

Etiquetas: , , , , ,

  • Libro Futurizable

    Libro Futurizable

    Si eres un profesional dedicado a la innovación o estás interesado en la tecnología que está por llegar, hazte con un ejemplar de Futurizable. En este libro, Javier Martín presenta las principales tecnologías exponenciales que van a tener gran impacto en la sociedad en los próximos años.

    Comprar