startups archivos - Futurizable | Sngular
Enlaces rápidos
  • Blockchain
  • Big Data
  • Educación
  • Robótica
  • Espacio

Currently Viewing Posts Tagged startups

La Inversión de Impacto y los ODS

Publicado el 01 julio, 2021

Dentro del Observatorio ODS TECH hemos decidido explorar otra vertiente muy cercana a la relación entre nuevas tecnologías y ODS. Como ya hemos visto, las startups van incorporando en su propósito cuestiones directamente relacionadas con los diferentes ODS. Ofrecen por tanto servicios de impacto que se deberían de valorar, y una de las formas de asignarle valor a proyectos, servicios y productos es a través del dinero.

Por ello, vamos a tratar en este artículo la inversión de impacto, que busca justamente proveer de recursos financieros a las iniciativas empresariales con impacto.

Este artículo ha sido realizado por Anke Schwind con la colaboración de Angela Impact Economy y el conocimiento y la experiencia de su equipo para entender el panorama general, por un lado, y el marco específico del Corporate Impact Venturing.

Empezamos por lo básico para situarnos. Y en esos casos viene bien la ayuda de la Wikipedia y su definición de inversión:

El vocablo inversión lleva consigo la idea de utilizar recursos con el objetivo de alcanzar algún beneficio, bien sea económico, político, social, satisfacción personal, entre otros. En el contexto empresarial, la inversión es el acto mediante el cual se usan ciertos bienes con el ánimo de obtener unos ingresos o rentas a lo largo del tiempo. La inversión se refiere al empleo de un capital en algún tipo de actividad económica o negocio, con el objetivo de incrementarlo.

Ahora toca extender esta concepción básica al concepto de impacto que es aquella inversión cuyo objetivo es generar un impacto social y medioambiental positivo y medible, y que al mismo tiempo genera un retorno económico financiero. La Guía práctica de Sostenibilidad y Gestión de Activos nos los resume con esta suma de rentabilidades.

La inversión de impacto, o “impact investing”, nació en el año 2007 en el seno de un grupo de profesionales de la inversión, de la filantropía y del desarrollo reunidos bajo el paraguas de la Fundación Rockefeller. Todos ellos sintieron la necesidad de crear una industria internacional que promoviera la inversión en proyectos con un claro impacto social o medioambiental. Querían trasladar el concepto de inversión a este tipo de proyectos aplicando su optimismo financiero a oportunidades de negocio en nuevas áreas en línea con el auge del emprendimiento y la proliferación de startups.

Hoy en día, el Global Steering Group for Impact Investing (GSG) está llevando a cabo esta tarea y cuenta con una red de colaboración a nivel internacional de la que España forma parte desde el año 2019 a través de SpainNAB. Además cabe destacar que se ha creado un grupo de trabajo en ASCRI (Asociación Española de Capital, Crecimiento e Inversión) para dinamizar este tipo de inversión.

Qué es ASG y qué es impacto

En el mundo de la inversión están surgiendo diferentes iniciativas alrededor de las temáticas de una inversión más social y sostenible que cabe distinguir. Empezamos con dos siglas relevantes: ISR y ASG.

ISR se refiere a Inversión Socialmente Responsable y representa un tipo de inversión más cercano a la inversión tradicional. Existen diferentes metodologías de ISR que pueden combinarse, entre ellas la exclusión, el enfoque “best in class” y el enfoque temático. La primera de ellas, la exclusión, es la metodología más popular en Europa en términos de activos bajo gestión. El objetivo de este método es evitar invertir en compañías con impacto negativo en el medioambiente o la sociedad, excluyendo ciertos sectores que contradicen los valores no financieros del inversor.

Las siglas ASG o ESG es otra metodología dentro del abanico de la ISR para analizar inversiones. Las siglas son A por criterios ambientales (en inglés, E para environment), S, criterios sociales y G para gobernanza, que ayudan a incorporar al proceso de análisis de la inversión este tipo de preocupaciones.

La inversión de impacto también busca esa triple rentabilidad como hemos visto, es decir, el propósito en estas áreas lo comparte con la ISR y los criterios ASG, pero se añade otra característica importante: hay que medir el impacto. La medición del impacto es por tanto un ingrediente esencial que ayuda a determinar la rentabilidad o el impacto generado a nivel social y medioambiental. Sin dejar de lado la rentabilidad económica. Dado que este último criterio es el que lleva guiando la inversión en general, no nos vamos a detener en este aspecto. Dejaremos tan solo constancia de que al comparar la rentabilidad de inversiones tradicionales con inversiones de impacto, la rentabilidad suele ir a la par, si no, incluso es superior en índices con criterios ASG, y además el riesgo de este tipo de inversiones es menor, como concluyó por ejemplo Morgan Stanley.

Uno de los grandes retos a la hora de medir el impacto es la falta de uniformidad y la proliferación de perspectivas diferentes para determinar los indicadores más relevantes. No podemos recoger aquí todos los estándares que existen, por lo que vamos a acercarnos a aquellos que consideramos de mayor trascendencia y que intentan aportar una visión más integradora.

Desde el plano internacional conviene destacar la Red Global de Inversión de Impacto (GIIN por sus siglas en inglés) que reúne a inversores y organizaciones del mercado de inversión de impacto. Dentro de esta red se encuentra el GSG y por su adhesión al mismo también SpainNAB que ya hemos mencionado. La GIIN cuenta con una amplia biblioteca y ofrece una herramienta que permite establecer un marco para gestionar y medir la inversión de impacto. Es una herramienta gratuita y muy completa, lo que también implica un alto grado de complejidad que es un rasgo intrínseco a todo lo relacionado con este tipo de temáticas, por lo que conviene tener claro en primer lugar con qué tipo de conocimiento contamos realmente dentro de una organización para iniciarnos en esta senda.

El mundo de la inversión de impacto está en continuo desarrollo y hace unos días el International Integrated Reporting Council (IIRC) y el Sustainability Accounting Standards Board (SASB) anunciaron su fusión para formar la Value Reporting Foundation. Un punto muy relevante es que de esta manera se van sumando iniciativas para establecer un sistema más coherente e integrador en colaboración con la Fundación IFRS y otros proveedores de marcos y emisores de estándares líderes en todo el mundo.

Los ODS aparecen mencionados en la gran mayoría de este tipo de iniciativas, plataformas y herramientas dado que representan la agenda global que debemos cumplir y por tanto guía los compromisos a diferente escala de los actores implicados en esta tarea. Las correspondencias entre los ODS y los criterios ASG u otras taxonomías existen y pueden ayudarnos a situar el impacto en este marco.

Los actores de la inversión de impacto

La emisión de inversión de impacto ha estado en primer lugar dominada por el sector público, sin embargo, esta tendencia está empezando a cambiar. Los sectores financiero y asegurador representan ya el segundo emisor en este mercado, y les están siguiendo grandes empresas con sus propias emisiones.

De momento, os invitamos a echar un vistazo al reparto por instrumentos de inversiones de impacto que hay en el siguiente cuadro que proviene del último estudio sobre inversión sostenible y responsable de Spainsif.

La evolución de la inversión de impacto que se recoge aquí muestra que las inversiones relacionadas con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), los bonos verdes y sociales y los fondos de inversión son las que mayor porcentaje suponen, todas ellas habiendo aumentado en relación con el año anterior. Destaca que la financiación participativa (crowdlending social…), la financiación a emprendedores ambientales/sociales y la inversión en la comunidad han desaparecido por completo en el año 2019, al menos en lo que respecta los datos recogidos por Spainsif.

Pero sabemos que no está muerto este tipo de inversión. Es más, en el panorama actual en el que surgen múltiples iniciativas relacionadas con temas ecosociales, el Corporate Impact Venturing se presenta como una herramienta de innovación acelerada para las empresas, a través de la cual realizan inversiones estratégicas en startups de impacto.

Este mecanismo de financiación de empresas a startups ofrece a la primera fórmulas mucho más eficientes y efectivas de innovar y hacer frente a retos sociales y medioambientales que directamente pueden afectar a su negocio. Por su agilidad intrínseca, las startups son mucho más flexibles a la hora de adoptar innovaciones disruptivas y tienen una gran capacidad de asunción de riesgos. Existen un amplio abanico de posibilidades de colaboración entre ambas organizaciones, que tendrá una diferente aproximación en función del grado de madurez, el impacto en el negocio y la situación del sector y competencia.

También existen Business Angels que se centran en esta temática, como es el caso de Catalina Parra que nos compartió en una entrevista algunas claves en este sentido. Como conclusión final aportamos un apunte de la misma sobre cómo localizar empresas en las que invertir. Ella hace referencia a iniciativas, plataformas y certificaciones como Ship2B, UnLtd Spain, la Bolsa Social o BCorp que tienen en su ADN la creación de impacto y facilitan por ende el trabajo al ofrecer ya una selección de proyectos con un propósito elevado.

Pero uno de los aspectos más interesantes que menciona se refiere a sus criterios más personales para establecer su cartera: Catalina elige aquellos ámbitos de impacto en los que se siente cómoda y sobre los que tiene conocimiento. Sin duda, es una opción muy sabia dada la gran variedad de temáticas que existen y que, al fin y al cabo, son las temáticas que nos van a ayudar a construir un mundo sostenible, ya que algo hemos hecho regular como humanidad hasta la fecha. Y lo que es más, Catalina extiende una invitación a todas las personas interesadas en invertir en este tipo de proyectos dado que, como subraya, aquí se trata de establecer colaboraciones y de sumar entre todos, encontrar y promover soluciones viables y sostenibles con valor.

Etiquetas: , , , , ,

La ayuda que los científicos necesitan

Publicado el 31 diciembre, 2020

Cuando se cumple un año del inicio de la epidemia, y posterior pandemia provocada, por el SARS-CoV-2, vivimos un momento de euforia a nivel mundial, por el comienzo de la vacunación masiva contra la COVID-19, lo cual salvará millones de vidas y comenzará a mostrar la luz al final del túnel, de esta trágica enfermedad que ha asolado todo el mundo.

Las predicciones al respecto de la disponibilidad de la vacuna se han adelantado al menos 6 meses, según las estimaciones de la OMS, lo cual demuestra que cuando la ciencia dispone de los medios adecuados, su capacidad de actuación es tremenda. Aunque es cierto que en lo que se refiere al desarrollo de vacunas, contamos con un gran conocimiento y experiencia, no cabe duda de que la capacidad de «fuerza bruta» que se ha demostrado durante este año, con más de 100 proyectos para crear la vacuna, con miles de equipos de científicos involucrados, es una muestra de que cuando se cuenta con los recursos necesarios, los resultados no tardan en llegar.

La pregunta es ¿si contásemos con esos recursos, podríamos hacer lo mismo con otras enfermedades y problemáticas que aún siguen castigando o amenazando a la humanidad?

La realidad actual es que la mayoría de científicos que hemos escuchado manifiestan su preocupación al respecto de la falta de recursos para investigar adecuadamente, las soluciones a problemas relacionados con la salud, el medio ambiente o la energía, por lo tanto, de disponer de esos recursos los avances a la hora de resolver esas problemáticas serían mucho mayores, lo cual resultaría beneficioso para todos.

Otro problema de la escasa financiación, con la que muchas veces cuenta la ciencia, lo encontramos en la falta de vocaciones científicas que se está produciendo y puede producir aún más en el futuro, si siguen existiendo estos problemas de financiación, lo cual hace que muchos jóvenes, que podrían haber querido ser científicos, desistan de ello, por las malas expectativas económicas de esta profesión.

Por lo tanto pensamos que es nuestra obligación trabajar para resolver esta problemática, y en la medida de nuestras posibilidades, ayudar a fomentar que cada vez se invierta más en ciencia o al menos existan más recursos para apoyar a los científicos y que puedan realizar su trabajo con las mejores garantías posibles. Todo esto sin olvidar, por supuesto, que también en el ámbito de la ciencia es sano que exista una competición y que sean los mejores científicos los que puedan tener los mayores beneficios, pero sin olvidar la búsqueda del bien común, como ha ocurrido en la ciencia durante mucho tiempo.

Porque apoyo a la ciencia sí que existe en muchos casos, con proyectos dotados de presupuestos enormes, como puede ser lo relativo a la investigación de las partículas subatómicas, que realizan agencias como el CERN, o la investigación del espacio, que realizan agencias como la NASA y la ESA, o la investigación del cerebro, que realizan agencias como el Human Brain Project. Pero, más allá de todo esto, algunos piensan que la humanidad está necesitando de un nuevo proyecto Apollo, para otro gran salto en lo que a investigación científica se refiere, y que duda cabe que ese proyecto debería ser la lucha contra el cambio climático.

Así que una vez nos hemos convencido de la necesidad de apoyar más el mundo de la ciencia, ya sea fomentando el emprendimiento entre los científicos o invirtiendo en sus proyectos, veamos ahora qué otras opciones tenemos para materializar este apoyo, y también qué iniciativas existen al respecto que puedan servirnos de inspiración.

Divulgación de la ciencia y fomento vocaciones científicas

En los últimos años hemos vivido un fenómeno curioso que pocos podrían haber vaticinado, la aparición de youtubers científicos famosos, como pueden ser Crespo de QuantumFracture y Santaolalla de Date un Vlog, ambos con muchos más de 1M de suscriptores y curiosamente los dos dedicados a física, aunque también hay otros como Aldo de El Robot de Platón dedicados en general a la ciencia. Todos ellos hacen un fantástico trabajo para dar a conocer la ciencia y para demostrar el valor que esta ofrece a la humanidad, lo cual seguro ha servido a más de un joven a «engancharse» a este tema hasta decidir estudiar química, física, matemáticas o biología, para acabar desarrollando una carrera científica.

Otra iniciativa a destacar, en lo que se refiere a divulgación científica, es el trabajo que se realiza a nivel de eventos, aunque aún hay mucho por hacer a este respecto, pero podemos hablar por ejemplo de Naukas, que congrega cada año en Bilbao a miles de apasionados por la ciencia y de Big Van Ciencia que a través de sus espectáculos han demostrado que la ciencia además de útil e interesante también puede ser divertida.

Sin duda, cualquier actividad que se desarrolle para divulgar la ciencia y la actividad de los científicos resultará provechosa en esta estrategia para lograr que cada vez podamos contar con más recursos para la investigación, ya que si la sociedad en su conjunto lo entiende como un tema prioritario, tanto desde el sector público como desde el privado se invertirá más en ello.

Formación de científicos y educación científica

En lo que se refiere a formación sobre ciencia, las Universidades siguen teniendo el monopolio, y lo cierto es que en general han logrado un nivel de excelencia, que al menos en España, permite que tengamos científicos de un alto nivel. Lo malo es que ese nivel no se puede mantener en lo que a oportunidades laborales se refiere, por lo que muchos científicos deciden ir a investigar a otros países donde existen más oportunidades para ellos. Esto no tiene por qué ser malo en sí mismo, si por ejemplo también España pudiese ser receptora de científicos de otros países y así equilibrar un poco mejor la balanza.

Más allá de las Universidades, encontramos pocas iniciativas relacionadas con la formación y educación científica, lo que puede verse como un problema, por la falta de oferta a este respecto, o como una oportunidad para aquellos que quieran dedicarse a trabajar en mejorar esta situación. Lo que sí que hemos visto en los últimos años es surgir muchas iniciativas de educación relacionada con la tecnología, como son las academias de robótica y programación, que podemos encontrar en la mayoría de ciudades del país, pero donde vemos que es un sector muy atomizado, en el que aún no ha surgido un líder claro con capacidad de hacer esta actividad muy popular, como ha ocurrido con la enseñanza de inglés, por ejemplo.

En el ámbito de la formación online tampoco hemos visto que existan muchas iniciativas que puedan ayudar a mejorar esta situación. Del mismo modo que sobre tecnología sí que existen escuelas online de referencia a nivel mundial, como puede ser Platzi, nos faltaría entonces una iniciativa enfocada 100% en ciencia, que permita que cualquier persona de cualquier lugar del mundo pueda formarse en estos temas, ya sea porque no puede ir a la Universidad o porque ya lo ha hecho pero quiere seguir aprendiendo más sobre ello.

Además de la inversión, la divulgación y la formación, se pueden hacer otras muchas cosas para apoyar el desarrollo de la ciencia y continuación vamos a ver tres de ellas: los concursos, las joint ventures y las aceleradoras.

Concursos de startups científicas

Los cursos son una gran oportunidad para que proyectos científicos consigan visibilidad y algunos recursos para continuar su desarrollo. La mayoría de estos concursos han estado enfocados durante muchos años a empresas digitales, pero cada vez más vemos que el foco va girándose para considerar también a las empresas de base científica.

Algunos concursos de startups en los que destaca el apoyo que se realiza a proyectos científicos pueden ser el Premio Emprendedor XXI de La Caixa y los Premios Everis.

Y para aquellos científicos que estén considerando participar con sus proyectos en alguno de estos concurso compartimos a continuación algunas ideas sobre cómo enfocarlo:

Utilidad que ofrecen los concursos de startups para proyectos científicos:

  • Visibilidad mediática y hacia las empresas.
  • Premios en metálico.
  • Networking para encontrar socios o clientes.
  • Formación y mentorización.
  • Acceso internacional.

Lo que debes saber si vas a participar en alguno de estos concursos:

  • Aprovecha las dinámicas que generan para avanzar a la hora de dar a conocer tu proyecto y prepararlo para lograr financiación.
  • Si logras ganar un concurso esto puede ser un impulso a tu reputación por lo que lo debes aprovechar a la hora de llevar el proyecto a un siguiente nivel.
  • Participar en concursos también puede tener riesgos, porque pueden suponer una pérdida de tiempo, que podrías estar dedicando a otras cosas, o porque tienes que compartir mucha información, lo cual puede ser complicado si es confidencial, sobre todo teniendo en cuenta que algunas empresas los aprovechan para obtener ideas.

Por lo tanto está claro que los concursos son una buen a oportunidad para lograr apoyo para los proyectos científicos, pero también tenemos que pensar bien a cuáles nos presentamos y los pros y contras que esto puede suponer.

Otra opción relacionada con los concursos, aunque se produzca con otras dinámicas diferentes, es la participación en retos de innovación, algo que en el ámbito tecnológico está teniendo mucho auge con plataformas como Kaggle y que en lo que a ciencia se refiere podemos encontrar en plataformas de crowdsourcing como InnoCentive.

Joint Ventures entre empresas y startups

A raíz de participación en concursos o de otras iniciativas de crowdsourcing, muchas veces pueden surgir contactos interesantes entre los proyectos científicos y las empresas, que acaben desembocando en el desarrollo conjunto de un negocio. Este tipo de colaboraciones suele denominarse como Joint Ventures y pueden tener importantes beneficios para los científicos que encuentren una empresa que realmente pueda estar interesada en llevar al mercado la tecnología desarrollada en el laboratorio.

Las Joint Ventures pueden ofrecer a los científicos la siguiente utilidad:

  • Acceso a la industria.
  • Acceso a clientes.
  • Acceso a conocimiento.
  • Acceso a financiación.

Lo que debes saber antes de asociarte con una gran empresa:

  • Cuidado con la cultura de la gran empresa, porque muchas veces puede chocar con la forma de trabajar por parte de la startup. Por ejemplo a nivel de burocracia, lo cual puede convertirse en un lastre para el proyecto.
  • Antes de asociarte se puede hacer una prueba como proveedor de la gran empresa, lo cual es una buena forma de conocerse para una futura colaboración más completa.
  • Crear una Joint Venture no implica tener que dejar la empresa o proyecto del científico, lo ideal es encontrar la forma de compaginarlo, para no jugárselo todo a una sola carta.

Mentorización, incubación y aceleración de startups científicas

Las aceleradoras, incubadoras y otros programas de mentorización, formación e impulso de startups científicas, también son una forma muy interesante de impulsar esta actividad. Lo malo es que aún contamos con pocas de estas iniciativas en España. Algunas que sí que vale la pena conocer y destacar son por ejemplo el Barcelona Health Hub, el ecosistema abierto de innovación K·node y The Collider, del que vamos a conocer mucho más en este artículo.

Para aquellos científicos que quieran aprovechar estos recursos, de cara a impulsar sus proyectos, recomendamos tener en cuenta los siguientes aspectos:

Utilidad que ofrecen los programas de aceleración de startups:

  • Formación, mentoring y espacio de trabajo.
  • Visibilidad y networking.
  • Financiación, en muchos casos.
  • Sinergias con la empresa organizadora.
  • Demoday para presentar el proyecto a inversores y a la industria.

Lo que debes saber antes de embarcarte en uno de estos programas:

  • Aprovecha el tiempo disponible poniendo el foco en aquello que más te ayude a avanzar en tu proyecto.
  • Evalúa la inversión en tiempo que tendrás que dedicar.
  • Evalúa el equity de la empresa que tendrás que ofrecer a cambio de la participación.

Como comentábamos The Collider es una de estas iniciativas que ayuda a los científicos a llevar sus innovaciones al mercado y hoy vamos a poder conocerlo mucho mejor, a través de la entrevista que hemos realizado a su director Oscar Sala.

¿Cómo surge la idea de crear The Collider y cómo ha sido su desarrollo hasta ahora?

The Collider es el programa de innovación de Mobile World Capital Barcelona que posibilita la transferencia deep tech entre ciencia y mercado, a fin de dar respuesta a los retos de la industria y de la sociedad. El programa nació hace 4 años con el objetivo de aprovechar una gran oportunidad: nuestra excelente producción científica, entre las 12 mejores a nivel mundial, para generar valor de mercado y ayudar a nuestra industria a ser más competitiva a partir de tecnologías disruptivas nacionales y generando una nueva industria basada en el conocimiento, que deriva en puestos de trabajo de calidad.

La transferencia tecnológica es una de las asignaturas pendientes de España y Europa, ya que no transforman esa excelencia científica en valor, como só lo hacen países como Israel o Estados Unidos. En el caso de Estados Unidos la facturación media de las Spinoffs científicas es de 7 millones de dólares, mientras que en España es de 30.000 euros y en Europa, de 270.000. Esto incide claramente en la economía del país. Sólo hay que mirar la composición del Nasdaq. Google no existiría sin la transferencia tecnológica. Ni conoceríamos el iPhone, que supone la integración de 12 proyectos de ciencia en un mismo producto.

The Collider reduce la brecha entre la ciencia y las necesidades del mercado.

Nuestra actividad se centra en tres áreas. La primera se basa en trabajar en las instituciones para ayudarlas a promover la cultura emprendedora y que la industria entienda la aplicabilidad en su sector. Promoviendo la realización de pruebas de concepto, pretendemos generar un catálogo de proyectos que la industria comprenda y que cuando se busque una solución de Inteligencia Artificial para la salud no sólo se encuentren Startups sino proyectos deep tech listos para transferir. Para ello nos basamos en una metodología de referencia americana Lean LaunchPad, que nos ha permitido capacitar a 170 científicos de 70 instituciones diferentes y valorizar cada año 30 proyectos científicos a través de 200 contactos con la industria.

La segunda área en la que trabajamos es la de acompañar a los proyectos científicos que están listos para llevar al mercado en su proceso de transferencia tecnológica. Para ello tenemos un programa anual de creación de empresas de base tecnológica, donde creamos empresas de los sectores como la salud, movilidad, energía, industria y agroalimentaria. Este programa promueve la convivencia de científicos, entre emprendedores y corporaciones para definir juntos la mejor solución sectorial. Hasta ahora y en sus primeras tres ediciones, The Collider ha ayudado a la creación de 14 startups y generado 63 puestos de trabajo.

La tercera área de actividad del programa es hacer una gestión activa del portfolio de Spinoffs, además de ser el primer inversor, asegurando su creación para realizar los primeros pilotos. Después acompañamos a estas startups en su escalado, conectándolas con todo el ecosistema de innovación e inversión de Mobile World Capital Barcelona, MWC Barcelona y 4YFN.

¿Cuáles veis que son las principales dificultades que tiene un científico a la hora de llevar su tecnología al mercado?

La mayor dificultad reside en la diferencia de idiomas. El mercado busca una solución para resolver un reto concreto y muchas de las investigaciones aún no disponen de un caso de uso claro. Todo ello dificulta disponer de herramientas necesarias para validar un proyecto con el mercado a través de su modelo de negocio. Nuestro valor diferencial es que unimos a los centros de investigación e innovación con el mundo empresarial y emprendedor. Esto deriva en la creación de equipos de trabajo heterogéneos y de alto rendimiento, que posibilitan lanzar al mercado nuevas empresas disruptivas, basadas en tecnologías de vanguardia y con las mayores garantías posibles.

¿Cómo ayudáis desde The Collider a los científicos a superar esas dificultades?

Con la actividad de The Collider promovemos la realización de pruebas de concepto y concluimos su grado de transferilibidad al mercado para poder dar el paso en nuestro programa anual de creación de Spinoffs, donde acompañamos a instituciones de toda España. Nuestro objetivo es que los centros científicos e instituciones de investigación evalúen la viabilidad de la comercialización de nuevas tecnologías a través del contacto con la industria y la creación de nuevas startups. Desde The Collider ayudamos a que estas se enfoquen a las necesidades del mercado en base al análisis previo de los retos de las industrias y a la validación de sus tecnologías con varios expertos.

¿En qué consiste vuestra propuesta para ayudar a las empresas a conectarse con el mundo científico?

Somos conscientes de que cada sector tiene unas necesidades específicas a cubrir por lo que es primordial entender su contexto y situación. Para ello, organizamos una serie de encuentros con empresas, antes presenciales y ahora digitales, para definir los retos más importantes a corto plazo. Una vez tenemos claros los retos, los trasladamos a los científicos con el objetivo de encontrar soluciones tecnológicas que deriven en proyectos que puedan ser validados con el mercado. Cuando se cruzan, los acompañamos en un programa de 12 semanas que tiene como objetivo la definición y realización conjunta de pilotos.

¿Qué papel juegan para vosotros los ecosistemas de innovación a la hora de acercar la ciencia al ámbito de la industria?

Estos ecosistemas son muy importantes porque de ellos surgen las ideas disruptivas. La colaboración es fundamental. Por eso, desde The Collider defendemos la importancia de acercar innovación y ciencia, conectando a todos los actores. Una de nuestras prioridades es empoderar a la comunidad científica a través de espacios de colaboración y conexión de investigadores, instituciones científicas, empresas y emprendedores, como puede ser la Comunidad Científica Emprendedora Catalana. Otro ejemplo de ello es OnCampus, el programa de emprendimiento tecnológico para científicos que pretende que la industria visualice el potencial de investigación de los territorios catalanes, para ser más competitiva y que los investigadores optimicen sus proyectos adecuándolos a las demandas del mercado. En total, se desarrollan 30 proyectos de diferentes instituciones de investigación de toda Catalunya basados en temáticas diversas como la salud, la agricultura, la energía, los servicios esenciales o la gestión de residuos urbanos, entre otras.

¿Podéis contarnos algunos de vuestros casos de éxito ayudando a científicos a lanzar sus empresas?

En The Collider hemos creado startups de sectores transversales como salud, industria 4.0 o utilidades y todos los proyectos incluyen perfiles científicos en sus equipos. Cada año seleccionamos los 15 mejores proyectos de los 200 proyectos de toda España que recibimos y creamos entre 3 y 5 Spinoffs. Hemos creado soluciones que podrían reducir el 40% de los costes energéticos de la industria como es el caso de la startup The Predictive Company. También hemos creado soluciones de diagnóstico y tratamiento por imagen para tratar los desórdenes neurocognitivos como TDA, autismo, dislexia o síndrome de alcohólico fetal que pueden tener impacto en las vidas del 19% de niños del mundo.

Propiciamos que los científicos tengan un rol clave dentro de la startup, además como socios de referencia, también como científicos jefe (CSO) responsabilizándose así de la evolución a futuro del I&D y promoviendo que se conviertan en emprendedores. Un ejemplo de ello es Marçal Rossinyol, científico del Centro de Visión por Computador, es el CTO y cofundador de AllRead, una startup que ha diseñado un software basado en Inteligencia Artificial y visión por computador capaz de detectar y leer en tiempo real tanto textos como códigos y símbolos a partir de cualquier imagen. Tras un año de vida la empresa ya está presente en tres continentes, digitalizando procesos logísticos, algunos de zonas portuarias. Recientemente ha obtenido diferentes reconocimientos internacionales, entre los que destaca el de BStartup y SeedRocket a mejor startup del 2019.

Otro buen ejemplo es el del Doctor José Manuel Soria, director de la Unidad de Investigación Genómica de Enfermedades Complejas del Instituto de Investigación de Sant Pau, y actual CSO de Exheus, una startup que pretende revolucionar el mundo del deporte a partir del uso de la Inteligencia Artificial y el análisis genético del ARN. Su propuesta es la de crear un informe genético pionero que permite analizar la expresión de los 22.000 genes del cuerpo humano para optimizar el rendimiento y mejorar la salud.

Etiquetas: , , ,

Hacia modelos de negocio que favorezcan la economía circular.

Publicado el 20 agosto, 2020

La rentabilidad económica no puede ser el único aspecto que influya en la toma de decisiones a la hora de definir las estrategia que debe tener una empresa. Debe haber otros aspectos relacionados con el entorno de la empresa que también se tengan en cuenta, como puede ser el impacto de su actividad en el medio ambiente, en la sociedad o en las personas que forman parte de la empresa.

Ahí es donde encaja la idea de economía circular como un concepto económico relacionado con la sostenibilidad y que tiene como objetivo lograr que el valor de los productos y los recursos naturales como el agua, la energía y los materiales se mantengan en la economía durante el mayor tiempo posible y que, además, se produzca la mínima generación de residuos.

Para que este nuevo modelo de la economía circular funcione es necesario que se involucren los principales actores a nivel social y económico como las instituciones públicas encargadas del desarrollo sostenible y del territorio.

En este contexto aparece C-VoUCHER como la primera iniciativa paneuropea que distribuirá una suma de 15.000 € a cada una de las PYMEs que desarrollen un caso de negocios para adoptar el concepto de economía circular en sus organizaciones. El objetivo es remodelar y rediseñar las cadenas de valor lineales en circulares.

Las 24 PYMEs seleccionadas serán invitadas a un programa de 3 meses de duración y tendrán acceso al apoyo de un experto en design thinking, así como a sesiones de asesoramiento con expertos en captación de financiación.

El programa incluye:

  • Asesoramiento durante un mes de un experto para el desarrollo de la fase creativa del caso de negocios.
  • Soporte para la identificación de fondos adicionales para implementar el plan, a través de expertos en captación de financiación pública y privada.

La convocatoria está abierta a PYMEs europeas —pertenecientes a los sectores salud, marino y marítimo, textil, agroalimentario y manufacturero— interesadas en desarrollar casos de negocios para transformar sus cadenas de valor de un modelo lineal a uno circular. La convocatoria permanecerá abierta hasta las 17:00 del 30 de octubre (hora de Bruselas).

Etiquetas: , ,

Co-creación de proyectos entre startups y grandes empresas gracias al 5G

Publicado el 28 octubre, 2019

 

Esta semana han tenido lugar en España dos grandes eventos centrados en dar a conocer las oportunidades que supone el desarrollo de iniciativas basadas en la tecnología 5G. Por un lado el día 22 se realizó el evento TURN ON5G – I Foro Nacional 5G organizado por el Observatorio Nacional 5G, del que salieron titulares tan importantes como que España está al frente de los pilotos 5G en Europa, ya que el 83% de los proyectos europeos H2020 sobre 5G tienen participación española, cifra que representa una inversión de 56 millones de euros por parte de la Comisión Europea. Por otro lado el día 24 se realizó el evento Let’s 5G European Forum organizado por Vodafone, en el que se mostró el gran despliegue que está haciendo la empresa para impulsar esta tecnología y donde se apostó por la co-creación entre empresas para impulsar la innovación tecnológica que aproveche todo el potencial que ofrece el 5G.

Hablar de co-creación en relación con el desarrollo de aplicaciones basadas en una nueva tecnología, para nosotros inevitablemente nos lleva a pensar en la relevancia que deben tener las startups en este escenario, y es por esto por lo que desde Futurizable estamos colaborando con la iniciativa Reto Vodafone 5G con el objetivo de localizar aquellos proyectos que quieran aprovechar esta tecnología para desarrollar nuevas aplicaciones y modelos de negocio.

A este respecto retomamos aquí un extracto del artículo Empresas y Startups innovando de manera colaborativa que publicamos en Futurizable con los siguientes argumentos:

Muchas startups fracasan porque se basan en un mal entendimiento de los problemas de los clientes, al no tener una buena conexión con el mercado. Sin embargo quien sí que tiene esa conexión con el mercado es la gran empresa, que cuenta con los clientes y los recursos que le han permitido funcionar durante mucho tiempo. Pero quizás lo que no tiene la gran empresa es la capacidad de innovar o proponer nuevas soluciones a problemas nuevos o incluso problemas que ya no se solucionan de la misma forma, por los cambios que se han producido en el mercado. Entonces si ponemos a trabajar a empresas y startups codo con codo, de igual a igual, con un objetivo común, con una estrategia compartida y una visión clara de poder resolver un problema real que exista en el mercado, es cuando el concepto de Innovación Colaborativa tomará todo el sentido y sin duda todos saldremos beneficiados por ello.

De esta forma el Reto Vodafone 5G busca promover el desarrollo de servicios, productos y proyectos de innovación para empresas y particulares que utilicen la tecnología 5G. Estas soluciones deben solventar problemas de amplio impacto o que hagan un uso diferencial de 5G. Vodafone ha puesto en marcha esta iniciativa en colaboración con Sngular, expertos internacionales en tecnologías digitales avanzadas e innovación.

Entre todos los proyectos e ideas que se presenten al Reto Vodafone 5G un jurado de expertos seleccionará 15 proyectos finalistas según criterios de innovación, impacto y viabilidad de los mismos en las categorías de mejor solución para particulares y mejor solución para empresas. Estos proyectos serán presentados en el evento Pitch Day del Reto Vodafone 5G que se realizará el 3 de diciembre en el Vodafone Lab de Madrid.

Los premios del Reto Vodafone 5G incluyen la posibilidad de desarrollar la solución en la red piloto 5G & Edge Computing (MEC) de Vodafone y la posibilidad de crear un modelo de negocio conjunto, así como múltiples alternativas de difusión del proyecto en cuestión en los canales de Vodafone.

Si tienes una startup en la que consideras que disponer de las grandes ventajas que ofrece el 5G a nivel de conectividad, puedes presentar tu proyecto en la web del Reto Vodafone 5G hasta el 21 de noviembre. Los proyectos deberán estar definidos y preparados para su ejecución o haber comenzado ya, pudiendo enfocarse en cualquier sector, como puede ser educación, salud, ocio, retail, banca, industria, etc.

Ahora vamos a co-crear proyectos innovadores entre las startups y las empresas

El #RetoVodafone5G es una llamada a la colaboración entre startups y empresas para co-crear una nueva generación de aplicaciones que aprovechen al máximo el potencial de la conectividad 5G, que de inicio se presenta entre 10 y 20 veces más potente que el sistema actual 4G por lo que puede ayudar a desarrollar utilidades que hasta ahora no era posible acometer por la falta de capacidad de la infraestructura de comunicaciones.

Esto sin duda es una gran oportunidad para todas aquellas empresas que buscan la forma de dar un salto exponencial en sus modelos de negocio, darle un impulso a su propuesta de valor llegando a nuevos clientes u ofreciendo a sus clientes actuales un valor añadido mucho mayor. Por lo tanto para todos aquellos que tenéis una startup o estáis pensando desarrollar un nuevo producto digital, os recomendamos conocer el Reto Vodafone 5G para ver si encaja con vuestra idea añadirle las grandes ventajas que puede aportar la tecnología 5G.

Etiquetas: , ,

Entrevista a Óscar Paz, director de AXA Opensurance

Publicado el 10 julio, 2018

En el marco de la realización del Observatorio Insurtech que estamos elaborando en Futurizable, entrevistamos a Óscar Paz, director de la iniciativa de innovación abierta AXA Opensurance.

Para ti, ¿cuál es el mayor reto al que se enfrenta la industria aseguradora de cara al futuro?

Como se suele decir, estamos viviendo un cambio de época y no una época de cambios, y eso hace que surjan cada vez más tendencias, estilos de vida, tecnologías emergentes, situaciones sociales, etc., que generan nuevas tipologías de riesgos que hasta ahora no existían. Ser capaces de diseñar nuevas soluciones aseguradoras para estos nuevos riesgos de los que no tenemos un historial de siniestros es, bajo mi punto de vista, una de los mayores retos a los que nos enfrentamos desde el sector.

Como ejemplos de estos nuevos riesgos podemos citar aquellos que provienen de tener una actividad cada vez más digital y que se manifiestan, por ejemplo, en forma de ciberataques o los asociados a nuevos dispositivos electrónicos que cada vez están más presentes en nuestras vidas. Además, todos los sectores están en pleno proceso de plataformización, un fenómeno que está cambiando, radicalmente, los modelos de negocio a través de los cuales se ofrecen todo tipo de productos y servicios, y se prevé que para 2025 haga que el volumen de negocio de esta economía de plataforma alcance a los modelos más tradicionales. Este hecho nos está obligando a repensar nuestra forma de asegurar. En nuestro caso ya no sólo hablamos de asegurar objetos, sino de «asegurar momentos», concretamente 100 millones de momentos, que es volumen generado por las más de 150 plataformas con las que ya tenemos acuerdos, como puede ser el caso de Uber, Blablacar o la recién aterrizada en España Mobike (bicicletas inteligentes compartidas).

Todo esto sin olvidar que la tecnología nos empuja a no quedarnos sólo en el factor asegurador, y avanzar en la protección, más allá del seguro, o como decimos coloquialmente «más acá del siniestro». Es decir, adelantándonos al momento del siniestro y ofreciendo soluciones que puedan llegar a evitar los accidentes, o al menos reducir sus consecuencias si no es posible evitarlos. En este sentido, desde AXA, ya estamos desarrollando soluciones, como puede ser GiveDataBack, que a través de Big Data interno de miles de siniestros es capaz de ofrecer herramientas para la prevención en el hogar de siniestros por agua y robos.

¿Qué tecnologías consideras que van a tener un mayor impacto en el sector seguros?

De la misma forma que ya es una realidad manifiesta que el sector automovilístico está dando pasos para facilitar la movilidad de personas y mercancías diseñando toda una nueva gama de nuevos servicios, con el sector asegurador está empezando a pasar lo mismo en relación a la protección de las personas y de todo lo que las rodea. Es en ese escenario el que tenemos que imaginar qué tecnologías van a tener más impacto. Por ejemplo ya hay un término que se ha acuñado hace un tiempo y es el de “Insurance of Things”, que identifica cómo se aplica el Internet of Things al mundo del seguro, y que nos lleva a cada vez más soluciones de protección cada vez más inteligentes y predictivas. Por poner un ejemplo en este sentido, a través AXA Venture Partners se ha realizado una inversión en la startup Floome , que ha desarrollado un dispositivo capaz de medir el alcohol en sangre y te ofrece diferentes alternativas para que no conduzcas mientras estás bebido, como pueden ser llamar a un taxi, a un amigo o indicarte el lugar más cercano para comer.

Relacionado con esto, otra de las tecnologías que creo que van a tener impacto es el blockchain y, concretamente, los SmartContracts, ya que en un mundo cada vez más sensorizado y cuantificado vamos a ser capaces de medir cada vez más parámetros en tiempo real, y eso va a permitir el desarrollo, en cada vez más ámbitos, del seguro paramétrico, una tipología de seguros que hasta ahora estaba muy relacionado con sectores en los que la estacionalidad o la climatología podían tener efectos adversos, como la agricultura, el turismo o el sector energético. Como ejemplo real de seguro paramétrico sobre blockchain (Smartcontracts de Ethereum) hemos lanzado Fizzy, un seguro contra retrasos de vuelos, en el que se activa de forma automática la indemnización correspondiente, nada más aterrizar el vuelo retrasado, sin que el cliente tenga que hacer nada, podríamos decir que es un seguro en el que la tramitación e incluso la indemización se activa por datos, y no por personas (lo que se conoce como FNOL a First Notification Of Loss).

¿Cómo consideras que es la mejor forma en la que pueden colaborar las aseguradoras con las startups de insurtech?

Lo que actualmente está sucediendo en el sector asegurador, al igual que en otros, como puede ser el de las finanzas, la movilidad o incluso la salud, es algo que hasta ahora no había ocurrido, emprendedores e inversores que ya tienen experiencia disrumpiendo otros sectores y que ahora han concentrado sus esfuerzos y recursos apostando por el sector asegurador. Esto nos lleva a un escenario de colaboración en el que cada aseguradora se está posicionando de una forma diferente, algunas con incubadoras, otras con aceleradoras, otras mediante inversiones/adquisiciones, y otras todavía están esperando a que el movimiento insurtech esté en un estado más avanzado para decidir cómo colaborar.

Desde AXA Opensurance teníamos claro, desde nuestro nacimiento hace ya tres años, que el camino para crear el futuro del seguro es colaborando. Antes de lanzar nuestro programa AXA Opensurance, lo primero que hicimos fue preguntar a los propios emprendedores qué les gustaría que tuviera nuestro programa. La conclusión que sacamos es que había una abundante y variada oferta de programas de incubación, aceleración e incluso inversión (de forma genérica, no sólo relacionado con el insurtech) y que la forma de complementar todo era poder colaborar de forma simbiótica con una gran corporación y ayudarla a mejorar en algún punto de su cadena de valor y que esto sirviera a las startups y emprendedores para validar y escalar sus modelos de negocio. Esto es lo que nos encontramos haciendo bajo el slogan “La simbiosis perfecta entre nuestros recursos y tu startup”.

¿Puedes hablarnos de cómo enfocáis en AXA este tema de la innovación abierta?

En AXA hemos sido pioneros en el sector asegurador, en relación a la innovación abierta, desde la creación en 2013, del AXA Lab (en Silicon Valley), una unidad especializada en detectar nuevas tendencias y conectar con el ecosistema emprendedor más puntero a nivel mundial. A partir de ese momento se han creado diferentes unidades con visión global por todo el mundo como el AXA Data Innovation Lab (2014), AXA Ventures Partners (2015), AXA Kamet Ventures (2015), o AXA Next en 2016. Además también se han creado unidades con un perímetro de actuación más local como es el caso de AXA Opensurance en AXA España.

En todo caso, este tipo de unidades nacen desde la humildad de reconocer que no tenemos todo el talento interno suficiente para afrontar lo retos que tenemos por delante como sector en general y como aseguradora en particular, y buscamos crear espacios de encuentro donde se den las condiciones idóneas para que este Talento Interno y Externo colaboren, aceleren y generen negocio basados en nuevos modelos de negocio/servicio. Algunas de las líneas de colaboración que tenemos actualmente en AXA Opensurance son las siguientes:

  • Diseño de soluciones aseguradoras personalizadas para los servicios ofrecidos por startups de economía de plataforma.
  • Co-creación junto a startups de proyectos innovadores que impacten positivamente en la cadena de valor de AXA, con la posibilidad de convertirse en socios estratégicos de AXA.
  • Asesoramiento en soluciones aseguradoras especialmente diseñadas para startups (Responsabilidad Civil, Ciberriesgo…).
  • Red de corresponsales Opensurance por todo el territorio nacional con orientación insurtech.
  • Encuentros periódicos sobre insurtech, llamados #INSURTECHTALKS, en los que invitamos a las startups a compartir sus experiencias. El último lo hemos celebrado el pasado 28 de junio en Barcelona bajo el título “Protegiendo la Economía de Plataforma”.

Fruto de una de estas colaboraciones vamos a lanzar un nuevo servicio en las próximas semanas, junto a la startup Helpflash, que va a permitir que nuestros asegurados de auto dispongan de un dispositivo que, ante avería o accidente, pueda señalizarles mediante una potente luz y contactar automáticamente con nuestro servicio de asistencia a la vez que envía su posición geo localizada, algo especialmente útil en situaciones donde poner el triángulo resulta especialmente peligroso.

¿Qué oportunidades observas en el mercado para emprendedores que quieran desarrollar su actividad en el tema de los seguros?

Aunque el insurtech ya lleva un tiempo entre nosotros, creo que todavía es una oportunidad por descubrir por muchos emprendedores e incluso por algunas compañía de seguros que todavía lo ven desde una cierta distancia. Según nuestro punto de vista, y haciendo una simplificación, distinguimos tres tipos de oportunidades:

1. Ser capaces de mejorar la experiencia de usuario y la eficiencia de los seguros actuales, haciendo que sean más transparentes, menos burocráticos, más inmediatos y personalizados. Esto es algo que ya están haciendo startups como Coverfy o Brokoli, con las cuales tenemos la oportunidad de colaborar.

2. Crear propuesta de valor aseguradoras, para nuevos tipos de riesgos, un poco en la línea de lo que comentaba en la primera pregunta, un ejemplo puede ser Slice que se ha especializado en diseñar seguros bajo demanda, para cubrir los servicios que se prestan en las plataformas de tipo colaborativo, bajo demanda, del acceso…

3. Llevar la protección un paso más allá, para, como decía en la primera pregunta también, evitar que los siniestros ocurran, predecirlos o, al menos, reducir sus consecuencias, en este sentido, por ejemplo hay startups como Drive&Win que ofrecen herramientas a los jóvenes para que puedan conducir de una forma más segura.

En todo caso, soy de la idea de que las oportunidades no comienzan por la tecnología, sino teniendo un gran propósito, que puede encajar en alguno de los tres puntos anteriores, y después sí, viene el momento de escoger la tecnología más adecuada para hacerlo realidad. Es un poco como cuando viajas, primero eliges el destino o destinos, y luego el medio de transporte que te llevará a ellos. Lo bueno del insurtech es que es un viaje en el que todavía estamos dando los primeros pasos y donde hay muchos destinos por descubrir todavía.

Etiquetas: , ,

Entrevista a Jordi Rivera CEO de DAS Spain

Publicado el 06 julio, 2018

Entrevistamos a Jordi Rivera, CEO de DAS Spain, en el marco de la realización del Observatorio Insurtech de Futurizable.

¿Puedes hablarnos de vuestro modelo de innovación abierta con startups?

Nuestro modelo de innovación abierta con las startups se basa en desarrollar soluciones donde incorporamos la tecnología/aplicación de una startup a una mejora/producto concreta en nuestro modelo de negocio. Este enfoque lo realizamos creando un equipo conjunto que desarrolla el MVP y, una vez es aprobado, lo lanzamos.

Como ejemplo, estamos desarrollando una solución Blockchain con Smart Contracts en nuestra propuesta de cobertura para los propietarios que alquilan viviendas. En este caso, la startup es Signaturit, quien desarrolla los Smart Contracts definidos con el equipo de DAS que los adapta a nuestro modelo de negocio. A finales de septiembre presentaremos la solución conjuntamente con Signaturit.

¿Cuál es el mayor reto al que se enfrenta el sector asegurador en los próximos años?

El sector se enfrenta a varios retos como la sostenibilidad de nuestro sistema de pensiones, el envejecimiento y su impacto en el sistema de sanitario. Respecto a la transformación digital que impacta en todos los sectores, el mayor riesgo es no adaptarse a las nuevas necesidades de los clientes y ello impacta en las decisiones de incorporar la tecnología y transformar la organización para hacer frente a este reto.

¿Qué tecnología consideras que va a ofrecer más oportunidades a las aseguradoras en su proceso de transformación digital?

Respecto a nuestro ámbito que está más cerca del Legaltech, claramente son el Blockchain y la Inteligencia Artificial. Y junto a estas en el sector, el IoT.

¿Puedes darnos algún ejemplo de tipo de seguro que no existiese hace 10 años pero que puede tener un gran recorrido en el futuro?

Un ejemplo claro son los seguros de Cyber. En nuestro caso, lanzamos a primeros de año el Cyberbullying, una solución de protección legal que une una App Proofup, que permite recoger evidencias digitales del acoso, con un conjunto de coberturas como el asesoramiento legal, apoyo psicológico, borrado digital y la suplantación de identidad. En el marco del MWC esta solución gano el premio D-Lab a la mejor solución para combatir el Cyberbullying.

¿Qué recomendarías a un emprendedor que quiera contar colaborar con una asegurador como DAS?

Que todo emprendedor que esté en el ámbito de Legaltech, Prothech e Insurtech, que tenga una solución focalizada a cliente final, tenga datos y sea escalable, contacte con nosotros.

Etiquetas: ,

¿Por qué reinventar la rueda cuando puedes mejorar el mundo?

Publicado el 02 julio, 2018

imagen startup-mistakes

Cuando se estudian los factores que hacen que las startups fracasen, suele aparecer como el aspecto más importantes un fenómeno que resulta curioso, ya que por alguna razón existe cierta tendencia entre los emprendedores que hace que se dediquen a crear cosas que la gente no quiere comprar. Sobre esto podríamos comentar muchas razones, como lo que ocurre en ocasiones en las que el emprendedor busca cumplir un sueño personal, que realmente no encaja con el de muchas otras personas, o que no se haya realizado un correcto estudio o validación de las necesidades de la gente, o que la solución propuesta al problema existente realmente no satisface las expectativas de las personas, entre otras cosas. Sigue leyendo -> ¿Por qué reinventar la rueda cuando puedes mejorar el mundo?

Etiquetas: ,

Empresas y Startups innovando de manera colaborativa

Publicado el 02 julio, 2018

Cuando hablamos de Open Innovation nos referimos en una parte a la forma en la que las grandes empresas se relacionan con el ecosistema emprendedor y las startups, con el objetivo de que estas les ayuden a innovar a través de nuevas ideas, nuevas formas de solucionar los problemas o de llegar al mercado. Es por esto que la Innovación Abierta es una de las partes que componen la estrategia de transformación digital de las corporaciones. Sigue leyendo -> Empresas y Startups innovando de manera colaborativa

Etiquetas: ,

  • Libro Futurizable

    Libro Futurizable

    Si eres un profesional dedicado a la innovación o estás interesado en la tecnología que está por llegar, hazte con un ejemplar de Futurizable. En este libro, Javier Martín presenta las principales tecnologías exponenciales que van a tener gran impacto en la sociedad en los próximos años.

    Comprar